Diputados del Pro repudian el “uso partidario” del plan de vacunación en Buenos Aires

Un grupo de legisladores macristas, encabezados por Pablo Torello, presentaron un proyecto donde le piden al Ministerio de Salud que “exhorte” al gobierno de Axel Kicillof.

Un grupo de diputados nacionales del bloque Pro presentaron un proyecto donde expresan su “repudio” y “preocupación” por “el uso político partidario que le está atribuyendo el gobierno de la provincia de Buenos Aires al proceso de vacunación iniciado por el Covid-19 y la deliberada omisión de uso de los recursos humanos calificados y de las instalaciones sanitarias de algunos municipios, siendo estos reemplazados en algunos casos por militantes políticos y ámbitos partidarios afines al gobernador (Axel) Kicillof”.

Además, en la iniciativa, encabezada por Pablo Torello, solicitan al Ministerio de Salud de la Nación que “exhorte al gobierno de la provincia de Buenos Aires a deponer el uso partidario de las políticas públicas de salud y profesionalice las prácticas, en acuerdo con las normas vigentes”.

La polémica surgió por la inclusión de unidades básicas de La Cámpora como lugares de “asistencia y ayuda para la inscripción” a la vacunación.

En los fundamentos del proyecto, los macristas cuestionaron que “todo el proceso de abastecimiento de las vacunas estuvo plagado de inconsistencias y graves errores de comunicación por parte del Gobierno nacional, con reuniones y viajes secretos, además de información que nunca se termina de brindar”.

Y consideraron, puntualmente, que en el distrito gobernado por Kicillof la vacunación “pasó de ser una política de Estado a una herramienta de política partidaria del kirchnerismo”.

“Ya existen reclamos públicos en varios partidos bonaerenses por estas irregularidades, que señalan que a la agrupación política La Cámpora como eje del manejo clientelar de la vacuna Sputnik V”, señalaron.

Los legisladores rechazaron el hecho de “ignorar todo el trabajo sanitario y territorial de los municipios que no le son políticamente afines para reemplazarlos por una estructura y logística paralela encabezada por el kirchnerismo que asegure el control total del programa”.

“Es irracional, es irresponsable dejar de utilizar instalaciones como salas sanitarias y su personal para reemplazarlos por establecimientos educativos, que además deberían estar siendo preparados para el regreso a clases”, agregaron.

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password