Duros cuestionamientos de la oposición al discurso presidencial

Legisladores deslizaron fuertes críticas hacia el mensaje de Alberto Fernández.

cornejo de marchi wolff schiavoni asamblea legislativa 2021

El diputado nacional de Juntos por el Cambio por la provincia de Mendoza y vicepresidente primero de la Cámara baja, Omar De Marchi, criticó el discurso del presidente en la Asamblea Legislativa, al señalar que “no le habló a los argentinos, le habló a Cristina”. El mendocino señaló que “el discurso de Fernández, plagado de agravios y ofensas, habla de un presidente desorientado e inseguro. Perdió una gran oportunidad para hablarle a todos los argentinos en tiempos de grandes dificultades. La sociedad espera claridad en el rumbo, y no provocaciones de barricada.”

Para De Marchi, el mensaje del jefe de Estado se ajustó a la “construcción ficticia del relato kirchnerista que esconde la inoperancia y la falta de resultados positivos en la gestión de gobierno”.

Su par del Pro Pablo Tonelli consideró que “el presidente habló a la defensiva.  Usó la mayor parte de su discurso para defender su gestión y profundizar la grieta, a pesar de algún vago llamado al diálogo, sin precisiones ni convicción.  No cumplió lo que manda la Constitución de recomendar a la consideración del Congreso las medidas que juzgue necesarias y convenientes, con el detalle que la ocasión requería”.

PAE

“Cree el presidente que el anterior gobierno es el responsable de todos los males del país y omite mencionar los años de corrupción y desgobierno de las administraciones kirchneristas precedentes.  La razón de la omisión es clara: subyace la búsqueda de impunidad para favorecer a la vicepresidenta, sus exfuncionarios y amigos”, continuó Tonelli.

Por otro lado, dijo que “La referencia que hizo al presidente a uno de los temas más acuciantes para la sociedad, como es el de las vacunas, fue sumamente breve e incompleta.  Debería haber aprovechado la ocasión para anunciar un claro y concreto plan de adquisición de esas indispensables vacunas y el modo de que se apliquen de manera transparente y equitativa”. Y en lo que a la Justicia concierne, Tonelli sostuvo que “repitió el presidente consignas habituales y enumeró supuestos males pero sin aportar soluciones concretas y con reales posibilidades de ser efectivas.  La idea de crear un Tribunal Federal de Garantías que se ocupe de los recursos de arbitrariedad solo pretende debilitar a la Corte Suprema y alargar aún más la ya extensa duración de los juicios que el presidente criticó”.

 “Alberto Fernandez hizo uso de la mentira como eje de su pobre discurso. Nos quiere hacer creer a los argentinos que su gestión de la pandemia fue exitosa. Los números, el sufrimiento y la muerte de miles de argentinos no miente. Fue la peor gestión del mundo”, sostuvo la senadora Silvia Elías de Pérez al finalizar el discurso. La parlamentaria recalcó que Fernández solo fue al Congreso a mentir, dividir y sembrar el odio. “22 mil empresas cerraron, de acuerdo a datos oficiales de AFIP. Es decir que, de 550 mil, cerraron para siempre más del 4% de las empresas del país. No hay nada que celebrar, nada que aplaudir. El discurso estuvo cargado de arrogancia y soberbia. Nunca he asistido a una apertura de sesiones donde un presidente mienta tanto”.

Por último recalcó que “el presidente mintió sobre la deuda. Hoy su gobierno recibirá fondos del FMI y lo usará para cancelar deuda vieja, igual que lo hizo el gobierno anterior. Deuda vieja que se originó en el déficit fiscal que generó el kircherismo”.

“El presidente Alberto Fernández desperdició la oportunidad de dirigir un mensaje que tendiera a unir a los argentinos en un momento de profunda crisis económica y sanitaria pero sólo escuché agravios, acusaciones y ofensas hacia la oposición, los medios de prensa y la Justicia. Evidentemente, no está a la altura de las circunstancias que atraviesa el país”, consideró la diputada nacional Gabriela Lena. “Su discurso estuvo alejado de toda realidad. Calificó como un ‘error’ la vacunación de los privilegiados que están cercanos al poder cuando les debió pedir perdón a los ancianos y los trabajadores de la salud. En cambio, tuvo el descaro de afirmar que ‘un mundo con vacunas para pocos será más injusto’”, agregó luego.

La senadora Laura Rodríguez Machado (Pro-Córdoba) comentó: “Con su discurso poco conciliador, Alberto Fernández continúa abriendo la grieta de manera salvaje. Como no tiene resultados económicos, ni éticos, para mostrar de su gestión, utiliza como recurso atacar al ex presidente Mauricio Macri. Así toma forma un relato único, lleno de odio y con acusaciones infundadas al Gobierno de Cambiemos”.

La legisladora dejó en claro que la falta de datos concretos fue una constante durante la exposición del presidente. “Fernández en ningún momento mencionó las 51.965 muertes por Covid-19, que se registran en nuestro país al día de hoy. Una cifra a la que el mismo dijo que nunca íbamos a llegar”, explicó Rodríguez Machado. Y luego, en referencia a la pobreza que azota a la Argentina, agregó: “Los números que brindó en dicha materia son tan falsos como lo eran los del INDEC durante la gestión kirchnerista. Esto ya no es un relato, es una mentira”.

A su turno, el diputado radical Miguel Bazze consideró que “el discurso del presidente mostró la incapacidad del Gobierno para resolver los problemas. En lugar de convocar a los argentinos con un programa responsable, hizo un discurso poco inteligente y sectario que solo busca conformar al núcleo más duro del kirchnerismo”.

“El presidente Alberto Fernánez volvió a hacer uso de su modus operandi, mentir y  calificar de odio  a las críticas a su gestión”, estimó por su parte el diputado Jorge Enríquez, para quien “nunca se vio tan clara la contradicción entre el objetivo hipócrita de unir a los argentinos y la realidad de lo que hace. El único plan de su mamarracho discursivo es la pretensión de perseguir penalmente  al gobierno anterior”.

Agregó que “no faltó el ataque al Poder Judicial, un clásico de los gobiernos autoritarios. Lo dijo con todas las letras, con la excusa de un supuesto mal funcionamiento, se propone interferir en la justicia en busca de impunidad para su jefa”.

A su vez, Alejandro “Topo” Rodríguez, presidente del bloque Consenso Federal, consideró que se trató de “un discurso en general correcto, eligió algunos anuncios para la pelea. No hubo autocríticas y faltaron propuestas consistentes para crear trabajo en el sector privado. Es importante y positiva la decisión de impulsar el desarrollo estratégico de la industria del litio. No hay posibilidad de aprobar la reforma judicial ni la del Ministerio Público Fiscal. Un puñado de representantes del macrismo vino a gritar y agredir. Son vestigios de una grieta que se agota”.

alejandro topo rodriguez sesion aporte solidario

Lucila Lehmann, diputada nacional de la CC ARI, expresó: “El presidente dio un discurso confrontativo que aumenta la polarización. No hizo mención al mayor destrozo económico que sufrió la Argentina en relación al resto del mundo y tampoco planteó un plan económico con una mirada hacia el futuro. Fernández llevó la pobreza al 46% pero parece que tampoco tiene la culpa y deliberadamente llama ‘errores’ al vacunatorio VIP. No es un delito para el presidente quitarle la vacuna a quién lo necesita para hacer política, es sólo un ‘error’. Causa indignación y preocupación”.

“Está claro que para este Gobierno no somos todos iguales, algunos vacunados vip, otras eximidas de llevar barbijo”, dijo el diputado Luis Petri en referencia a que la vicepresidenta se encontraba en el recinto sin barbijo. Y agregó: “La credibilidad del Gobierno se deteriora por la improvisacion, la falta de información, los privilegios y  vacunatorioVip, no ponga excusas presidente, pida perdón”.

Por otra parte señaló que “critica a la oposición por desmoralizador y denunciar la ausencia de una estrategia económica, pero fue usted, presidente Alberto Fernández quien dijo que no creía en los planes económicos, póngase de acuerdo”.

El senador nacional fueguino Pablo Daniel Blanco afirmó que “una vez más puro relato. El Presidente Alberto Fernández hizo un discurso para atrás en vez de referirse al presente y al futuro. Siempre criticando al gobierno anterior y sin una palabra sobre el inmoral escándalo del vacunatorio VIP”.

“Al final habló de unidad cuando minutos antes hizo volar por el aire toda posibilidad de diálogo con la oposición. Parece que el Presidente quiere gobernar solo. No le interesa lo que piense el resto de los argentinos. Atacó sin miramientos al fiscal Stornelli por estar procesado y tenía sentada al lado a la multiprocesada vicepresidenta de la Nación. Bueno sería que Cristina usara el barbijo porque que la hayan vacunado no significa que no pueda contagiar. Yo no veo razón para creer en sus promesas porque su palabra, a la luz de los hechos, se ha devaluado completamente. La verdad que el discurso me pareció dirigido más al Instituto Patria que a la Patria que es de todos. Fue un discurso lamentable”, concluyó.

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password