Austin salió al cruce del Inadi y la Secretaría de DDHH por campañas que desarrollan

“El Inadi y la Secretaría de DDHH promueven denuncias sobre un derecho que el Estado debe garantizar”, advirtió la diputada radical por el llamado a denunciar a colegios.

La diputada nacional Brenda Austin (UCR Córdoba) reclamó este viernes por la campaña que el Instituto Nacional contra la Discriminación, la Xenofobia y el Racismo (Inadi) y la Secretaría Derechos Humanos de la Nación que promueve la denuncia en torno al desarrollo de las clases presenciales y lamentó que ambos organismos no tengan “el mismo empeño” para recibir los pedidos de los miles de niños, niñas y adolescentes que perdieron contacto con la escuela o para atender los repetidos hechos de violencia institucional que se registraron en el país durante la pandemia.

“Me preocupa que el Inadi y la Secretaría de Derechos Humanos abran líneas para denunciar a aquellos que garantizan el derecho a la educación, un derecho que el Estado debe garantizar”, señaló Austin en el plenario de comisiones de Seguridad Interior y Derechos Humanos y Garantías de la Cámara baja.

En este sentido, remarcó que se trata de “dos organismos clave para garantizar el respeto de los derechos humanos en la Argentina, especialmente durante la pandemia” y agregó: “Que justamente abran un canal para recibir denuncias contra aquellos que están garantizando el derecho a la educación, algo definido recientemente por la Corte y que es un derecho humano fundamental para el desarrollo integral de las personas, es tremendamente grave”.

La diputada insistió en que la Secretaría de Derechos Humanos “debería, en realidad, estar poniendo todo el esfuerzo para que las situaciones de violencia institucional que se repiten en la Argentina sean parte del pasado y del compromiso real del Nunca Más” en lugar de promover este tipo de campañas de denuncia.

 “Me hubiera gustado encontrar tanto al Inadi como a la Secretaría de Derechos Humanos abriendo las puertas para poder escuchar, por ejemplo, las historias de los chicos y chicas de Chubut que estuvieron más de tres años sin clases. Si eso no es la negación de un derecho tan básico como el derecho a la educación… ¿Qué es?”, señaló Austin.

Y completó: “Me hubiera gustado también que tuvieran el mismo compromiso y empeño para poder recibir las denuncias que estaban llevando adelante padres, madres, adolescentes, niños y niñas que no tenían acceso a la conectividad en medio de la pandemia y atender la situación del millón y medio de alumnos/as que dejaron la escuela. Cumplir su rol también era eso”.

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password