Vamos con los disconformes, los independientes y los peronistas republicanos

Por Alberto Asseff. Para el diputado, es necesario que Juntos por el Cambio incorpore al peronismo no kirchnerista, sectores que abarcan el viejo justicialismo, pero también a los argentinos que se encuentran desencantados de la política.

La política suele tener meandros e inesperados dilemas. Desde el primer día posterior a la derrota de octubre de 2019 lo que se planteó como primer objetivo era mantener la unidad de la coalición del Cambio.

La unidad se preservó constituyendo un excepcionalidad: lo común es que la derrota desperdigue, pero en 2019 solidificó a JxC. El segundo objetivo fue ampliar el cambio. Fue en esas circunstancias que se comenzó a hablar de la cuarta pata de la coalición Cambiemos. Una propuesta que no es mero oportunismo político, sino una decisión de fondo, porque al Cambio hay que agrandarlo, desplegarlo, abarcar más, llegar más lejos.

Para ello es necesario llegar a las clases media baja y a las capas de la pobreza tradicional. Es necesario, incluso, impactar en la parte de la sociedad que cobra planes sociales. No debemos resignarnos a no plantear dignidad y trabajo. Por ello es necesario incorporar al peronismo no kirchnerista, sectores que abarcan el viejo justicialismo, pero también a los argentinos que se encuentran desencantados de la política.

Por eso, en este contexto UNIR se referencia como una herramienta para organizar esta cuarta pata, que sería la del peronismo republicano. Siendo Miguel Ángel Pichetto su director natural. Por eso en el 2019 integramos el Frente Juntos por el Cambio postulando la reelección de Mauricio Macri. Porque se necesita dialogo y construcción política el año pasado fuimos forjando vínculos con todos los actores del Cambio. UNIR no se referencia en la dicotomía “halcones” o “palomas”. Entendemos a ambas posiciones y creemos que hay que mantener los equilibrios para contener a todos sectores que nos sostienen.

UNIR cree en la fidelización del 41% de la sociedad que votó por JxC en el 2019, es a partir de esa base que debemos crecer. Ampliar la coalición del Cambio para profundizar el camino de las libertades, la cultura del trabajo y de la educación. La grieta se supera forjando un desempate del poder, para ello hay que dialogar con todos los sectores y actores que de verdad quieran cambiar y sumarlos como protagonistas. Por ello firmamos con Miguel Ángel Pichetto un acuerdo político mediante el cual el ex candidato a vicepresidente fue designado presidente de la Comisión Nacional de Acción Política de UNIR.

Pichetto puede liderar esa cuarta pata, pero pensando y obrando más allá del peronismo republicano, buscando y encontrando a los miles y miles de independientes y disconformes con todos. En el 2023 el barómetro social nos dirá quién será el candidato. Pero por ahora el desafío es el 2021. En política no hay que anticipar los tiempos, pero si prepararse.

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password