Legisladores del oficialismo y aliados salieron a bancar las nuevas medidas

Senadores y diputados del Frente de Todos defendieron los anuncios realizados por Alberto Fernández este jueves en relación a la pandemia.

El senador nacional Alfredo Luenzo (Frente de Todos-Chubut) respaldó las medidas de cuidado que anunció el presidente Alberto Fernández este jueves. En ese sentido, sostuvo que “esta pandemia ha puesto no solo a la Argentina sino al mundo en una situación extremadamente delicada” y remarcó que la situación argentina es “muy difícil, con una segunda ola que se ha llevado muchas vidas, con trabajadores de la salud que no pueden más, que están agotados, con terapias intensivas al límite y un número de casos alarmante“.

“Frente a esto, el Presidente tomó una decisión junto a los gobernadores muy importante para bajar el número de contagios mientras se sigue avanzando con la campaña de vacunación que en todo el país avanza con mucha fuerza y en forma muy organizada. Por eso, tenemos que acompañar también desde la responsabilidad individual de cada uno de nosotros. Nos necesitamos todos. Tenemos que asumir la responsabilidad de los tiempos”, pidió el chubutense.

Mientras Fernández anunciaba el nuevo confinamiento, Luenzo participaba en forma presencial de la sesión del Senado de la Nación donde se aprobó el proyecto de ley que establece parámetros epidemiológicos y sanitarios regulatorios de la pandemia Covid-19, una iniciativa que envió el Gobierno nacional como parte de la estrategia sanitaria.

Desde su banca en el recinto, el legislador nacional señaló que se trata de “una herramienta para llevar certidumbre a la sociedad, para que sepamos cómo podemos actuar ante un escenario muy dinámico, ante esta pesadilla que se está llevando miles y miles de argentinos”. En ese marco, rechazó el planteo de la oposición y lamentó que “estamos muy lejos de esa madurez institucional, de esa madurez cívica”.

La diputada nacional Fernanda Vallejos (Frente de Todos-Buenos Aires) también apoyó las medidas expuestas por el Gobierno. Sentenció que “Se trata de privilegiar lo más precioso: la vida. El esfuerzo de nuestra comunidad -que es grande para todas y todos, y para algunos mucho más- vale la pena, porque la vida lo vale. Y, por supuesto, para sostener ese esfuerzo, la presencia del Estado, es fundamental”.

Además, la legisladora bonaerense opinó que “estamos en el peor momento de la pandemia, y la enfermedad y la muerte no se pueden naturalizar. En este contexto, la restricción de la circulación en las zonas con ‘Alto riesgo’ o en ‘Alarma epidemiológica’ es, literalmente, vital”.

Fuera del oficialismo, el diputado nacional José Luis Ramón (Unidad y Equidad Federal-Mendoza) fundamentó la decisión desde su cuenta de Twitter. “Reafirmamos nuestro apoyo a las medidas de restricción sanitarias impuestas por @alferdez, al igual que nuestro gobernador @rodysuarez y otros referentes. La pandemia se expande a toda velocidad y el sistema de salud está al borde del colapso. ¡Más que nunca debemos cuidarnos!”, publicó.

En el mismo sentido, la senadora nacional Nora del Valle Gimenez (Frente de Todos-Salta) posteó: “El general Perón nos enseñó que los verdaderos líderes en los momentos difíciles toman decisiones pensando en sus pueblos, hoy nuestro presidente@alferdez tomó una decisión pensando en la vida de los 44 millones de argentinos y argentinas. #ArgentinaUnida#CuidarteEsCuidarnos“.

Las nuevas restricciones

En un video pregrabado difundido este jueves en cadena nacional, el presidente Alberto Fernández anunció un nuevo confinamiento estricto para reducir los contagios de Covid-19. El mandatario aseveró que estamos “en el peor momento de la pandemia” y volvió a pedir a la población un nuevo esfuerzo para bajar la circulación, disminuir los contagios y aliviar la carga del sistema de salud.

Como parte de las nuevas medidas, el Gobierno restringirá la circulación en todas las zonas del país que se encuadren en “Alto riesgo” o en “Alarma epidemiológica” (como el AMBA) desde las 0 horas del sábado 22 de mayo hasta el domingo 30 de mayo inclusive

Además, quedarán suspendidas las actividades sociales, económicas, educativas, religiosas y deportivas en forma presencial, mientras que estarán habilitados los comercios esenciales y los que trabajen con envío a domicilio y con modalidad “para llevar”. 

Del mismo modo, sólo se podrá circular en las cercanías del domicilio, entre las 6 de la mañana y las 18hs, o por razones especialmente autorizadas.

Terminados esos nueve días, medida que el presidente describió como “intensiva y temporaria”, desde el 31 de mayo y hasta el 11 de junio inclusive se retomarán las actividades en el marco de las medidas vigentes hasta este viernes, con restricciones que correspondan a cada zona según los indicadores epidemiológicos y sanitarios.

También en ese lapso y para favorecer aún más la baja de los contagios, se dispondrá que el fin de semana del 5 y el 6 de junio se vuelvan a restringir las actividades en las zonas más críticas

En forma paralela, el Estado nacional implementará una serie de medidas adicionales con el objetivo de asistir a las empresas y a las familias. En el primer caso, las medidas abarcan la ampliación por un total de 52.000 millones de pesos del Programa de Recuperación Productiva (REPRO) para atender a los sectores que se verán afectados por las restricciones; el incremento del monto del salario complementario para las trabajadoras y los trabajadores de los sectores críticos y la salud con una inversión prevista de 6.000 millones de pesos, y la incorporación del sector gastronómico al REPRO y la reducción de las contribuciones patronales en sectores críticos.

Para las familias, en tanto, desde este viernes y hasta fin de mes se inyectarán 18 mil millones de pesos por medio de la tarjeta Alimentar, lo que permitirá fortalecer los ingresos de aquellas con menores de hasta 14 años; se ampliará el Programa Progresar; se incrementará el alcance de la Asignación Universal por Hijo y las asignaciones familiares para llegar a 700.000 personas, y se transformará el Programa Potenciar Trabajo para asociarlos con distintas actividades productivas de la economía popular. 

Estas políticas son acompañadas además por un refuerzo de las partidas presupuestarias por más de 4.700 millones de pesos para asistir a los sectores de la cultura y el turismo; una inversión de 144.000 millones de pesos para reforzar el sistema de salud entre vacunas, el bono para trabajadores y trabajadoras del sector, y la reducción de contribuciones patronales y del impuesto a los créditos y débitos bancarios para las empresas del rubro, entre otras partidas. 

El presidente afirmó que “hay ciudades y provincias que hoy tienen su sistema de salud al límite, con hospitales públicos y sanatorios privados que están al borde de no poder dar respuesta”. Por eso defendió la necesidad de “un marco regulatorio nacional común para enfrentar la pandemia, minimizar el número de contagios y garantizar la atención hospitalaria para quien lo requiera”. 

Fernández se mostró convencido de que “si se cumplen las medidas, se reducirá el impacto de la segunda ola” y aseveró que si los contagios ceden “podremos recuperar más rápidamente las actividades que temporariamente suspendemos”.

Respecto de la vacunación, insistió en que se está fortaleciendo: “En los próximos días contaremos con más de cuatro millones de dosis de vacunas. Hasta hoy siete de cada diez mayores de 60 años han recibido al menos una dosis de la vacuna. Acelerando la aplicación, en pocas semanas más habremos vacunado a la totalidad de personas en riesgo que optaron por vacunarse”.

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password