Romero denunció un “contubernio” para postergar las elecciones

El senador salteño alzó su voz durante el breve tratamiento del proyecto para alterar el cronograma electoral, para expresar su desacuerdo de que se aprobara el tema sin debate. Sus argumentos.

El senador Romero no ocultó su disconformidad con la falta de debate.

Los problemas técnicos que se evidenciaron previamente al tratamiento del proyecto para postergar las elecciones de este año obligaron primero a unos 20 minutos en los que se trató de solucionar la cuestión, y finalmente se decidió ir directamente a la votación: en un tema en el que había mayoritariamente coincidencias, se concluyó que no tenía sentido enfrascarse en un debate complicado además por los inconvenientes técnicos.

Igual, no había muchos oradores previstos. Estaban anotados la presidenta de la Comisión de Asuntos Constitucionales, María de los Angeles Sacnun, junto a los oficialistas Mario País y Ana Almirón, quien cerraría el debate. Por la oposición estaban anotados solo Luis Naidenoff y Juan Carlos Romero.

Precisamente este último fue el único que se mostró en desacuerdo antes de votar con que se hubiera resuelto saltear el debate. Y luego fue uno de los tres votos en contra que tuvo esa ley -los otros fueron los de la neuquina Lucila Crexell y el catamarqueño Oscar Castillo-. “Yo no estoy de acuerdo con cambiar las reglas. Ya bastante nos cercenaron la palabra estos días…”, se quejó antes de la votación, y cuando la presidenta provisional del Cuerpo, Claudia Ledesma Abdala, le dijo que la mayoría acababa de votar a favor de la propuesta, el salteño aclaró que “no acaba de votar nada, porque levantar la mano así, con 24 o 30 pantallas, no es una votación. De todos modos, expreso mi disgusto y, obviamente, mi voto en contra. Voy a insertar mis palabras”.

Ya concluida la sesión, Romero no se privó de expresar las razones de su desacuerdo. “Un supuesto problema técnico que curiosamente se solucionó al momento de la votación, suprimió el debate sobre el arreglo que armaron para postergar las elecciones. Es vergonzoso”, sostuvo, y agregó que “nos piden elegir entre salud o seguridad jurídica. Argentina estuvo en el lugar 20 de Naciones con mayor mortalidad por coronavirus al cierre de 2020, la 12º Nación con más positivos confirmados, pese a que solo es el 32º país por población total. Se trata de cifras mucho más graves que las sufridas por otros países que han optado por modelos de restricciones notablemente más flexibles. Ya hace un año levantan la bandera de la salud por sobre la economía, claro está, no han logrado mantener a flote ninguna de las dos”.

“No quisieron que hablara nadie que se opusiera al contubernio que se armó para postergar las elecciones”, protestó el senador salteño en referencia al oficialismo.

Romero se manifestó visiblemente indignado al decir que “el Gobierno no ha aprendido nada del pasado y sólo les importa su destino político a expensas del interés general. La postergación que toma como pretexto el agravamiento de la pandemia, carece de todo sustento y disfraza bajo el manto de una hipócrita protección de la salud, el interés del Gobierno en aplazar el máximo posible la cita electoral a fin de mejorar sus chances. Con la excusa del coronavirus prefieren violentar el régimen electoral, para poder mostrar al ciudadano algo mejor de la ya pésima gestión. Todo lo contrario de lo que debe inspirar la toma de decisiones gubernamentales”.

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password