El Frente de Todos avaló en el recinto el último DNU presidencial con restricciones

El oficialismo ratificó en el Senado el decreto de Alberto Fernández que vence este viernes.

mariano recalde sesion 24 junio 2020
Foto: Twitter @marianorecalde

Tras un breve debate, el Frente de Todos en la Cámara alta ratificó en el recinto la validez del DNU 381/21 que extendió las medidas restrictivas por la pandemia de coronavirus. La votación resultó con 42 votos positivos y 23 negativos.

Junto al oficialismo votaron los aliados Magdalena Solari Quintana (Misiones) y Alberto Weretilneck (Juntos Somos Río Negro). Mientras que Juntos por el Cambio y el interbloque Parlamentario Federal se opusieron.

El DNU 381/21 prorroga las disposiciones del 287/21 hasta este viernes 25 de junio. En el mismo se disponen los parámetros para la clasificación de las zonas del país, según el número de casos de Covid-19, en cuatro categorías: de bajo riesgo, de medio riesgo, de alto riesgo, y de situación de alarma epidemiológica y sanitaria.

Además, de acuerdo a la realidad de cada lugar, se permiten o prohíben distintas actividades y horarios de circulación.

A horas de que caduque este DNU, y sin que la Cámara de Diputados haya podido todavía sancionar la ley de “emergencia Covid” pretendida por el Ejecutivo, Alberto Fernández se apresta a extender las medidas preventivas para mitigar el Covid en todo el país mediante un nuevo decreto.

En nombre de Juntos por el Cambio, el senador correntino Pedro Braillard Poccard (Pro) aseguró que “este decreto no debe ser ratificado por el Congreso”, porque “si bien ha cumplido las formalidades que establece la Constitución”, no “reúne los requisitos sustanciales”.

“Es una enumeración de cuestiones que conocemos suficientemente bien”, dijo el legislador y rechazó que el Gobierno nacional “le imponga a las provincias algo que las provincias están haciendo desde el primer momento”. En ese sentido, remarcó la constante coordinación que existe en el ámbito del Consejo Federal de Salud.

Además, sobre el uso de DNU, al que calificó como “extemporáneo e inoportuno”, Braillard Poccard sostuvo que “no hay ningún impedimento para la sanción ordinaria de las leyes”. Y, sobre algunas cuestiones polémicas, como la presencialidad de las clases, señaló: “Quién mejor que los gobiernos provinciales para reglamentar la presencialidad o no en las escuelas”.

Por el Frente de Todos defendió el decreto el senador porteño Mariano Recalde, quien recordó que la “sintonía” entre Nación, la Ciudad y las provincias “se fue resquebrajando” a medida “que se acercaban las elecciones”. Por eso, estas medidas se tratan de “sacar de la cuestión sanitaria las cuestiones electorales, o de otra índole que se pudieran mezclar” y llama a “todas las jurisdicciones a tener un criterio común”.

“El decreto que estamos prorrogando no tuvo ninguna impugnación en sede judicial”, destacó el oficialista, y se preguntó que “si no es en este momento, de récord de contagios, de récord de fallecimientos” cuál otro “ejemplo podríamos encontrar para decir que esta situación es excepcional y hace imposible el tratamiento ordinario de las leyes”.

En esa línea, resaltó que la ley de “Emergencia Covid” enviada por el Poder Ejecutivo “todavía está en tratamiento” en la Cámara de Diputados. “No se puede esperar, está en juego la vida y salud de la población”, expresó.

“Cuando los gobiernos provinciales acompañan las medidas que toma el Poder Ejecutivo Nacional, que son para cuidar a la gente, se nota en los resultados. Así como cuando quisieron diferenciarse para mostrarse más liberales, más abiertos, también se notaron en los resultados lamentablemente”, lanzó, contra la gestión porteña de Horacio Rodríguez Larreta.

Y agregó: “La curva de los contagios comenzó a bajar en todo el país, fundamentalmente en distritos que no se aplicaban (las medidas) como la Ciudad de Buenos Aires”.

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password