Ambientalistas ratifican el pedido por la sanción de la ley de humedales

La investigadora Patricia Pintos reiteró el reclamo por la sanción de la ley de humedales y apuntó contra las grandes corporaciones porque “están bregando para que la ley no salga”.

incendios delta del parana

La doctora en geografía e investigadora Patricia Pintos de la Universidad Nacional de La Plata, se refirió al proyecto de ley de humedales que establezca presupuestos mínimos de regulación, la cual “ya tiene una década de tratamiento parlamentario fallido, dos pérdidas de estado parlamentario en el Senado consecutivas y un tratamiento trunco a finales del año pasado en Diputados” y señaló como responsables a las grandes corporaciones porque son “factores de presión en la sanción”.

En una entrevista en Nendo Dango por Radio Universidad de La Plata, Pintos manifestó que “necesitamos una ley de humedales, pero tener una ley no necesariamente garantiza que se aplique porque hay muchas leyes que no se cumplen, porque algo similar sucedió con la Ley de Bosques”, no obstante, remarcó que “se puede arrogar la existencia de una ley y litigar aludiendo a ella cuando existen, pero si no existen no tenemos de donde tomarnos”.

“Tal como sucede con humedales que ya tiene una década de tratamiento parlamentario fallido, dos pérdidas de estado parlamentario en el Senado consecutivas y un tratamiento trunco a finales del año pasado en Diputados”, resaltó la investigadora.

A su vez, Pintos contó que le “tocó apoyar la comisión redactora del proyecto de ley”, destacando que “es muy superior de los otros dos que habían tenido estado parlamentario en el Senado”, y apuntó que “costó mucho que tuviera dictamen en la Comisión de Ambiente y quedó detenida en la Comisión de Agricultura y Ganadería llamativamente”.

“Lo que se pedía desde la Red Nacional de Humedales, desde la Multisectorial de Humedales, todos los colectivos ambientalistas que están por detrás de la sanción de la ley, era un dictamen conjunto de las Comisiones de Diputados para que pudiera pasar al Senado para su tratamiento y contar con esa ley”, explicó la doctora y advirtió que “es una clara evidencia, que no pueda sortear la Comisión de Agricultura y Ganadería, de cómo juegan los lobby de las corporaciones como factores de presión en la sanción o no, de instrumentos legales de vital importancia”.

En esta misma línea, recordó que “el año pasado la ley retomó importancia por los incendios en el Delta”, debido a que “fue altísimo el impacto mediático y social la que la volvió a reinstalar”, ante lo que “Diputados tomó esa posta, pero meramente voluntarista porque si hubiera real vocación de tratar la ley hubiese tenido dictamen en el resto de las comisiones”.

“Nos encontramos requiriendo a Diputados que retomen el tratamiento del proyecto de ley y le den media sanción para que pase a Senadores”, ratificó Pintos y comunicó que “se está haciendo una remada por el Río Paraná que culminará en una marcha hacia el Congreso por parte de los ambientalistas para pedir el tratamiento efectivo de la ley”.

En últimas palabras, la investigadora volvió a señalar que “es una muestra cabal del poder que tienen ciertas corporaciones en obturar ciertas cuestiones”, y agregó “al igual que la presión que hacen las industrias mineras y las que ejercen la corporación inmobiliaria porque es el atractivo particular que tienen los humedales, las playas públicas, los cordones medanosos. Están bregando para que la ley no salga”.

Sólo es voluntad política atravesada por un conjunto de presiones de sectores que tienen intereses corporativos sobre la afectación de ecosistemas de humedales. Continuamos insistiendo sobre la sanción de una ley que establezca presupuestos mínimos de regulación, según el artículo 41 de la Constitución Nacional, peticionamos algo que la constitución nos habilita”, concluyó Pintos.

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password