Tras el caso de la profesora K, Petri presentó una “ley anti-adoctrinamiento”

Con apoyo de varios de sus pares de Juntos por el Cambio, el radical plantea dos modificaciones a la Ley de Educación para prohibir estas conductas, que calificó de “disvaliosas y profundamente antidemocráticas”.

A raíz de la polémica generada con la profesora de historia Laura Radetich, quien discutió a los gritos sobre política con sus alumnos, el diputado radical Luis Petri presentó un proyecto de “ley anti-adoctrinamiento”, que busca prohibir que los docentes puedan enseñar de acuerdo a sus intereses partidarios.

Precisamente, la iniciativa apunta a introducir dos modificaciones en la Ley 26.206 de Educación Nacional, prohibiendo “el adoctrinamiento político partidario en el ámbito educativo, haciendo pasibles de sanción de remoción a los funcionarios, directivos y docentes responsables, y consagrando el derecho de los estudiantes a no ser afectados por estas conductas disvaliosas y profundamente antidemocráticas”.

Ante lo sucedido en la Escuela Secundaria Técnica N°2 “María Eva Duarte” de La Matanza, el legislador de Juntos por el Cambio sostuvo: “Es indudable que uno de los fines de la educación debe ser la de asegurar la participación democrática y la internalización de sus valores, pero dicha finalidad queda absolutamente desvirtuada cuando en su lugar los contenidos que se imparten procuran adoctrinar a los alumnos con posiciones político-partidarias, con la pretensión de imponer un pensamiento único, que no expresan la necesaria pluralidad del sistema democrático“.

El mendocino señaló que “el adoctrinamiento y el maltrato de la profesora son en sí mismos repudiables, pero el apoyo del presidente lo agrava, ya que quien debería condenarlo como máxima autoridad de la Nación, lo justifica y lo aplaude”, resaltó en referencia a las declaraciones del jefe de Estado sobre el tema.

Petri remarcó que “la escuela está llamada a ser un instrumento para el fortalecimiento de la democracia y no puede transformarse en rehén de un partido político para imponer sus ideas”.

“Consideramos que es necesario prevenir estos acontecimientos y un elemento fundamental de esa prevención debe provenir del propio texto de la Ley de Educación, de manera que incluya una referencia explícita a los derechos de los alumnos, así como una prohibición expresa y una sanción a funcionarios, directivos y docentes que se apartan de la letra de la ley y el espíritu de la Constitución”, se aseveró en los fundamentos.

Además de Petri, el proyecto fue firmado por los diputados de Juntos por el Cambio Mario Negri, Waldo Wolff, Graciela Ocaña, Carla Piccolomini, Héctor Stefani, Jorge Enríquez, Natalia Villa, Francisco Sánchez, Alfredo Schiavoni, Lorena Matzen, Roxana Reyes, Luis Pastori, Martín Maquieyra y Fabio Quetglas.

La iniciativa propone modificar el inciso “i” al artículo 11 de la Ley de Educación, referido a los fines y objetivos de la política educativa nacional, el cual establecería: “Asegurar la participación democrática de docentes, familias y estudiantes en las instituciones educativas de todos los niveles, quedando expresamente prohibido el adoctrinamiento político partidario en el ámbito educativo, siendo pasibles de sanción de remoción los funcionarios, directivos y docentes responsables que incurran en dichas acciones o las consientan“.

Y, por otro lado, busca incorporar modificar el inciso “b” del artículo 126, referido al derechos de los alumnos, para que quede redactado: “Ser respetados/as en su libertad de conciencia, en el marco de la convivencia democrática. A no recibir adoctrinamiento político partidario por parte de funcionarios, directivos o docentes”.

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password