A 15 años de su desaparición, los legisladores porteños volvieron a pedir por Jorge Julio López

El Parlamento porteño expresó su preocupación por la segunda desaparición de este testigo clave para la condena a prisión perpetua de Miguel Etchecolatz.

En el marco de la sesión ordinaria de este jueves, la Legislatura de la Ciudad de Buenos Aires expresó su preocupación al cumplirse, el 18 de septiembre, el 15 aniversario de la segunda desaparición de Jorge Julio López, testigo clave en la condena a prisión perpetua de quien fuera el director de investigaciones de la Policía de la provincia de Buenos Aires durante la última dictadura cívico militar, Miguel Etchecolatz.

López nació en noviembre de 1929 y desde muy joven comenzó a sufrir persecución política. En el año 1955 debió abandonar su General Villegas natal y trasladarse a los Hornos, ciudad de La Plata debido a la persecución político-ideológica perpetrada por la autodenominada Revolución Libertadora.

En octubre de 1976 López y otros militantes fueron secuestrados y desaparecidos a manos de la policía bonaerense. Hasta octubre de 1977 fue derivado a varios Centros Clandestinos de Detención Tortura y Exterminio del denominado circuito represivo Camps. Tras sufrir diversos vejámenes fue puesto a disposición del Poder Ejecutivo Nacional y alojado en la Unidad Penal N°9 de la Ciudad de La Plata, de donde fue liberado el 25 de junio de 1979.

“En los años venideros Jorge Julio López transito un camino introspectivo que lo llevo a identificar lugares y culpables de crímenes de Lesa humanidad. La posibilidad cierta de un procesos judicial se esfumó con la promulgación de las llamadas leyes de impunidad y los posteriores indultos. Sin embargo durante los llamados juicio por la Verdad, López declaró extensamente y su testimonio se convirtió en una fuente probatoria importante”, precisaron los legisladores.

La desaparición de López se produjo el 18 de septiembre de 2006, cuando debía espera a  su sobrino que lo pasará a buscar por su casa. Sin embargo fe visto salir solo de su domicilio. La última vez que se lo vio, estaba parado en la esquina de la calle 66.

Desde un primer momento los Organismos de Derechos Humanos interpretaron que la nueva desaparición de López se trataba de desaparición forzada. Sin embargo para la Justicia recién lo fue en el año 2008, ya que en un primer momento la causa fue caratulada como desaparición simple y la Policía Bonaerense (la misma fuerza de la que Etchecolatz había sido  un alto funcionario) era la encargada de la investigación.

“2Quince años han pasado y nada se sabe de la suerte corrida por López,  hecho inaceptable para  país que vive su consolidación democrática más importante de toda su historia. En tal sentido el pronunciamiento de esta casa legislativa es necesario como advertencia de lo inadmisible de lo sucedido de los años vividos en una incertidumbre agobiante”, sentenciaorn.

La iniciativa recientemente aprobada lleva la firma de Victoria Montenegro, María Bielli, Lucía Cámpora, Claudio Morresi y Lorena Pokoik (FdT).

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password