Más de la mitad de la gente le ve poco futuro al Frente de Todos

Un 53,7% fue lapidario respecto de lo que puede pasar con la coalición gobernante en los próximos meses.

Un monitoreo de opinión pública anticipa que para más de la mitad de los encuestados la coalición de gobierno se rompió después de la derrota electoral del 12 de septiembre pasado. En rigor, así opinó un 39,8% de los encuestados, mientras que para el 13,9% eso sucederá luego de que terminen las elecciones de noviembre. Esto es, para un 53,7% la suerte del Frente de Todos está echada, de cara al futuro.

En cambio para un 35,2% se mantiene optimista en ese sentido, pues cree que el FdT se mantendrá unido gobernando hasta el final del mandato de Alberto Fernández.

Así lo establece una encuesta de Management & Fit, que con relación a los más dispuestos a modificar el sentido de su voto de las PASO establece que son los que votaron a la izquierda: un 48,5% se manifestó en ese sentido, mientras que los más fieles manifestaron ser los de las fuerzas mayoritarias: Frente de Todos (74,1%) y Juntos por el Cambio (85,3%).

El 16,5% de Libertad Avanza o Avanza Libertad (Javier Milei y José Luis Espert) podrían modificar su voto.

¿Cuál es la reacción de la gente respecto de las medidas dispuestas por el Gobierno tras la derrota electoral? En general es negativa. Como en el caso de la flexibilización en las medidas de prevención de la pandemia. Para un 57,5% se trata de “una medida para ganar las elecciones, mientras que el 30,9% admite que se debe a la baja de casos o a un criterio sanitario.

En cuanto a los cambios del gabinete, un 75,4% no está dispuesto a cambiar su voto en noviembre como consecuencias de las medidas anunciadas y  los cambios de gabinete. Un 15,3  sí lo haría.

Para un 62,1% los cambios en el gabinete le harán peor o dejarán todo igual para el Gobierno; apenas un 26,4% opina lo contrario.

El trabajo de Management & Fit tiene en cuenta la carta de la vicepresidenta Cristina Kirchner tras la derrota electoral. Para un 404%, CFK quiere desligarse de la responsabilidad de la derrota; un 31,3% mostró allí que está preocupada por el bienestar de los argentinos; en tanto que un 20,2% considera que está enojada por la derrota electoral.

Respecto de las consecuencias de esa epístola sobre la relación en la cima del poder, 7 de cada 10 encuestados cree que el enfrentamiento público entre Alberto y Cristina debilitó al menos a alguno de los dos.

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password