Para Juez, “el peronismo va a ir por todo en estos 45 días”

El legislador cordobés detalló las medidas que están tomando para revertir las elecciones generales y sugirió que la gente no se relaje, pero que agarre lo que le dén, porque “lo hacen con la nuestra”.

El diputado nacional y candidato a senador por Juntos por el Cambio en Córdoba Luis Juez advirtió este sábado que, tras la derrota en la PASO, “el peronismo va a salir a repartir y a generar ilusiones mentirosas y tramposas”, a la vez que indicó que en Juntos por el Cambio “tenemos que animarnos a hablarle a la gente para que no pierda su dignidad en el minuto y medio” en el que va al cuarto oscuro a votar.

“Si no, estamos muertos”, aclaró el legislador cordobés en una entrevista por CNN Radio, en la que advirtió que no subestima al peronismo: “Sé cómo funciona. Vengo del palo y siempre fui peronista. Por eso no me relajo. En Córdoba el peronismo tiene otros modales, pero no otras conductas. Y les funciona”.

Juez contó que este viernes hubo una reunión entre el gobernador Juan Schiaretti con los intendentes peronistas “para que hagan lo que haga falta, que repartan lo que tengan que repartir, que prometan lo que no tienen. Nosotros tenemos que apostar a otra cosa, pedirle a la gente que no pierda la dignidad por más plan, IFE, polenta o puntero político que espera en la esquina”.

Consultado sobre el jefe de Gabinete, Juan Manzur, el candidato a senador consideró que “tenés que meter a un tipo con cara de fierro que no se ponga colorado con las decisiones que toman” y remarcó que el oficialismo “va a ir por todo en estos 45 días” de cara a los comicios de noviembre.

“Nos enteramos de que están repartiendo bicicletas. Siempre tienen una respuesta para dar. La gente tampoco se tiene que relajar. Eso sí, que agarren lo que le den. Lo que te reparten, agarralo, porque no están distribuyendo la caja de seguridad de Florencia y el patrimonio de Máximo, sino que lo hacen con la nuestra”, expuso.

El candidato a senador sostuvo que será necesario frenar al kirchnerismo, porque de lo contrario “la situación institucional puede ser un caos”. En cambio, contrapuso, “si estos tipos se dan cuenta de que no van a tener 24 meses para hacer cualquier bardo, nosotros podemos imponer la agenda de los argentinos. Y Cristina Kirchner dejará de hablar de sus cuestiones judiciales y se resignará a que las pruebas digan si es culpable o no”.

Y añadió: “Qué enfermedad y constante obsesión. Lo digo con respeto. La gente se está cagando de hambre y no tiene laburo. Y la vicepresidenta se preocupa por temas judiciales cuando el país se va al fondo del mar”.

“El kirchnerismo va a hacer alianzas provinciales”, explicó, para luego apuntar que “si Cristina algún día nos llama en serio para discutir la matriz productiva de la Argentina, yo me siento las horas que hagan falta. Si nos llama a discutir la educación, me quedo a vivir en Buenos Aires y no tengo problema en ir caminando hasta El Calafate”.

“Sería maravilloso que después del 83 el kirchnerismo pierda la mayoría automática en el Senado”, auscultó, al mismo tiempo que aludió a “locuras demenciales en un gobierno más preocupado por los problemas de la reina que por el ciudadano común”. “No soy el hermano de la mona Chita. El peronismo va cambiando de ropaje según quien venga. El problema de los argentinos es de valores”, cerró.

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password