El Congreso se iluminó otra vez para una fecha especial

La fachada del Palacio Legislativo apareció con una tonalidad especial con motivo del Día Internacional de la Dislexia.

Fotos: Charly Diaz Azcue / Comunicación Senado

Este viernes por la noche la fachada del Congreso de la Nación se iluminó de una tonalidad turquesa por el Día Internacional de la Dislexia, trastorno que afecta al 10% de la población mundial según la Organización Mundial de la Salud.

La iniciativa es impulsada por la Federación Española de Dislexia (DISFAM), que bajo el lema “Unidos por la Dislexia” invita a los países a iluminar de turquesa a edificios emblemáticos.

La dislexia es una alteración de la capacidad de leer por la que se confunden o se altera el orden de letras, sílabas o palabras.

La dislexia es un trastorno del aprendizaje que afecta a millones de personas. Su detección y actuación precoz resulta imprescindible para evitar el fracaso escolar, puesto que puede generar problemas de comprensión y asimilación de contenidos en niños y niñas que la tienen.

De acuerdo a cifras estimadas, los niños disléxicos (con edades comprendidas entre los 7 y 9 años) representan entre el 3 y el 6% de la población infantil, presentando esta condición más en los niños que en las niñas.

La Ley 27306 garantiza en nuestro país el derecho a la educación de niños, adolescentes y adultos con dislexia y otras dificultades específicas de aprendizaje (DEA).

Disfam Argentina, la Asociación Argentina de Dislexia y Familia, promueve junto a otras Asociaciones del mundo y de la Argentina octubre como el mes de la concientización de dicha condición.

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password