“No hay una posibilidad de ruptura definitiva” entre el presidente y su vice

Así lo expresó Leandro Santoro, que sostuvo que “nadie que quiera al presidente le puede recomendar que se pelee con Cristina”.

El diputado nacional oficialista Leandro Santoro relativizó las diferencias en el seno del oficialismo luego de una división como la que se registró por la discusión del acuerdo con el Fondo Monetario. Particularmente en la relación con La Cámpora.

Al respecto, el diputado porteño destacó como ejemplo que “Alberto (Fernández) valora muchísimo a (la titular de la ANSeS) Fernanda Raverta y piensa que es una pieza fundamental; y ella es una de las compañeras más importantes de La Cámpora”.

“Todos sabemos que hay un sector de la sociedad argentina que tiene una confianza ciega con Cristina y que es el núcleo más importante en el armado electoral del Frente de Todos”, señaló en diálogo con Radio 10. Y al respecto advirtió que “seríamos unos dementes si no consideráramos imprescindible cuidar ese activo. Nadie que quiera al presidente le puede recomendar que se pelee con Cristina (Kirchner). Todos entienden que la coalición social es lo que hay que respetar. No hay nadie en la colación que le resulte indiferente lo que le pasó a Cristina. Para nosotros Cristina no es la que está en frente de Alberto. Todo lo contrario. Yo tengo una foto de ella en la heladera”.

Y sentenció: “No hay posibilidad de una ruptura definitiva”.

Sobre la situación actual que vive el país en relación con la votación en la Cámara de Diputados por el acuerdo con el FMI, Leandro Santoro expresó que “en términos ideológicos planteamos un modelo económico en un contexto que no tenía precedentes. El dólar te da gobernabilidad y poder en la Argentina. Si tenés reservas en el Banco Central, te da el respaldo para hacer ciertas cosas. Por eso hay que tener en cuenta el contexto”.

“Yo creo que el grado de tensión que hay en el frente sería mucho menor en otra situación”, apuntó.

Luego comentó sobre el estado del oficialismo: “No hay mucha vuelta acá. Si el oficialismo se rompe, para las próximas elecciones nos tendríamos que volver a juntar. Las ideas que nosotros representamos en el mundo se están achicando frente a otros movimientos”. Admitió que “no existe arquitectura y cultura de coalición en el peronismo. Pero si te lo ponés a pensar lo mismo le ocurre a Juntos por el Cambio. Por eso para mí el principal problema metodológico es que no tenemos una cultura de ‘partido’ en la Argentina”.

“Nosotros hablamos con Alberto de inspirarnos en el Frente Amplio uruguayo para que las fuerzas que componen la colación estén todas representadas. Hay que tener mucha tolerancia y entender que no hay futuro si no tenemos unidad. Nos cuesta muchísimo ponernos en el lugar del otro y entender por qué toma esa postura”, admitió.

Por último el diputado nacional también se refirió a la carta abierta que publicó La Cámpora este viernes con respecto a su decisión en la sesión del jueves. Dijo que “pensaba mientras leía la carta de La Cámpora que la tendríamos que haber tenido antes de discutir. No hay cultura de diálogo en el bloque”.

Expresó en ese sentido que “para construir una coalición, lo primero que tenés que hacer es un programa”, y sobre el malestar por la falta de información previa al acuerdo con el FMI, dijo: “Los protagonistas que se encargan de negociar con el FMI no pueden andar preguntándole a los diferentes sectores qué opinan. Yo le tengo que creer al ministro de economía que definió mi gobierno”.

“La confianza es un punto crítico. Es imposible estar todo el tiempo chequeando todo”, concluyó.

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password