Triunfo oficialista: sancionan la adhesión bonaerense al Consenso Fiscal 2022

Los legisladores oficialistas bonaerenses lograron sancionar el proyecto de ley que refrenda el consenso fiscal 2022, firmado por las provincias y el gobierno central.

El proyecto de ley de adhesión era reclamado por el gobernador Axel Kicillof pero la oposición fue condicionando hasta aquí su posición y se mostró poco proclive a abordar el Consenso Fiscal 2022, que la Ciudad Autónoma de Buenos Aires no firmó.

Esa posición de resistencia que dominó a Juntos hasta la jornada de este jueves, cuando el oficialismo puso en líneas ambas Cámaras, cambió en estas horas y facilitó la sanción con “posturas grises” en sendos recintos.    

Recinto de la Cámara de Senadores

El oficialismo puso “en punta” el proyecto de Ley de adhesión al Consenso Fiscal al aprobar, en la última sesión de Diputados, una moción de preferencia, para tratarlo con o sin despacho, por lo que solo requería de mayoría simple para su tratamiento y aprobación, en la Cámara de origen, la Cámara de Diputados.

No resulta algo fácil de conseguir para el oficialismo esa mayoría simple si el voto de Juntos y otras bancadas se oponen, pero los diputados y senadores de Juntos, en ambos recintos, plantearon la abstención a la hora de la votación y, además, en el Senado, facilitar el tratamiento.

Cabe consignar que el acuerdo expresado en labor parlamentaria por parte de los diputados de Juntos no fue transmitido en el recinto por la bancada de diputados. No hubo autorización para abstenerse. El diputado Alex Campbell, miembro infórmate de esta parcialidad, adelantó la posición de “no poder votar afirmativamente este consenso fiscal”, nada dijo de abstención.

Aunque poco apegada al reglamento la forma desplegada por los diputados de Juntos, oficialmente se consideró “la abstención adelantada” en labor parlamentaria, según distintas fuentes legislativa.  

La resistencia radical al proyecto de Consenso Fiscal la encabezó el bloque de Avanza Libertad en compañía de las dos bancadas del FIT, que rezaron el proyecto y votaron “positivamente” en contra del mismo. Mientras que el bloque de Espacio Abierto Juntos, efectivamente adelantó su abstención en el recinto. Unidad para la Victoria expresó voto positivo.

En tanto, en el Senado fue la bancada de Juntos la que posibilitó el tratamiento del proyecto de ley, que para ser considerada la entrada fuera de hora y el tratamiento sobre tablas requiere de los dos tercios de los presentes y, obviamente, quorum para sesionar.

Cabe consignar que en el Senado la paridad en 23 para cada una de las dos bancadas que la constituyen, configura un Cuerpo donde ningún bloque, ni el del FdT ni el de Juntos, tiene quorum propio.   

La iniciativa en cuestión es quito proyecto de ley de Consenso Fiscal que considera la legislatura bonaerense tras las firmas de los titulares del Poder Ejecutivo, tal como ocurrió el año pasado, con Axel Kicillof.

Se trata de la adhesión por ley de la provincia a un acuerdo federal que busca la instrumentación de una política y administración tributaria articulada entre todas las jurisdicciones que participen.

Así, se apunta a que las decisiones que se tomen sean en un marco de estabilidad jurídica y que garanticen una armonización tributaria.

El principal objetivo es el de fortalecer la autonomía de las provincias, brindándoles estabilidad jurídica a sus gobiernos y a los contribuyentes, en lo que respecta a los impuestos provinciales.

A su vez, busca establecer una estructura impositiva orientada a la promoción de la inversión, el crecimiento económico y la generación de empleo formal en el sector privado.

La diputada del FdT Valeria Arata fundamentando el Consenso Fiscal.

Hay dos ejes sobre los que gira el contrapunto. Aceptar el Consenso implica renunciar al reclamo por los fondos coparticipables y, por otro lado, muy advertido por la oposición de Juntos, es que se abandonaría definitivamente ese sendero que se había trazado en el gobierno de Cambiemos de “ir progresivamente bajando los impuestos”.

Al Consenso, adhirieron -por tercer año consecutivo- las 23 provincias. Rubricaron el compromiso las provincias de Buenos Aires, Catamarca, Chaco, Corrientes, Jujuy, La Rioja, Mendoza, Misiones, Neuquén, Río Negro, Salta, San Juan, Santa Cruz, Santa Fe, Santiago del Estero, Tierra del Fuego, Entre Ríos, Córdoba, Tucumán.

En cuanto a las provincias de La Pampa y San Luis, no habían adherido al consenso que se suscribió durante el Gobierno del expresidente Mauricio Macri, y por eso no necesitan actualizar los parámetros del acuerdo. 

El jefe de Gobierno de la Ciudad, Horacio Rodríguez Larreta, no prestó conformidad con el Consenso del presente año.

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password