Diputado del FdT evocó el gesto de una maestra rural con un busto de Evita

En septiembre de 1955, la mujer decidió enterrar en el monte un busto de Evita, para ponerlo a salvo de los comandos civiles. Aquel busto hoy se encuentra en Rosario.

El 16 de septiembre de 1955, día del golpe contra Perón, Chela -una maestra rural santiagueña- escondió el busto debajo de su cama. Unos días después, alertada por una amiga (esposa de un militar) sobre posibles allanamientos decidió enterrarlo en el monte, para evitar que los “libertadores” se apoderaran del busto.

La historia de esta maestra rural santiagueña fue reflejada por el diputado nacional oficialista Eduardo Toniolli en sus redes sociales. Allí relató que “el miedo de Chela no era infundado: en todo el país el odio revanchista apuntaba a la simbología peronista. En Rosario, un grupo de niños bien arrancó de su pedestal el busto de Evita de Rioja y 1 de Mayo, para luego orinarlo, arrastrarlo a la plaza Pringles y demolerlo a mazazos”.

Con una pala, una carretilla, y la ayuda de su esposo Eduardo, Chela enterró el busto llorando y pidiéndole disculpas a Evita. “Es para que no te rompan”, le dijo.

Meses después lo desenterró y, con la complicidad de trabajadores ferroviarios, lo envió clandestinamente en tren a Añatuya.

“Así sobrevivió el busto a la ofensiva gorila posterior al golpe del 55”, refleja Toniolli, quien recuerda a continuación que “en 1979, Chela y Eduardo se vinieron a vivir a Rosario, y lo trajeron con ellos. Pasó el tiempo, y al cumplir 85 años, Chela -ya viuda- empezó a buscarle un destino al busto, para cuando ella ya no estuviera”.

Por aquellos días redactó una carilla en la que contaba su periplo. Llevaba por título “Una historia que es linda de contar”. La fotocopió y la repartió por su barrio, Arroyito. El improvisado volante cayó en las manos de Oscar Cánepa, un histórico militante peronista.

Finalmente, por intermedio de Cánepa, Chela donó el busto de Evita al Concejo Deliberante de Rosario. El gesto tenía un sentido reparador: el busto se emplazó a metros de aquel que fuera destruido por los comandos civiles del 55. Así lo reflejó entonces el elciudadanoweb:

La historia fue reflejada también en el diario La Capital.

Tuiteó este lunes el diputado Tonelli: “Hoy, a 70 años de la partida física de la jefa espiritual de la Nación, recordamos una vez más a Evita en el salón Puerto Argentino del @ConcejoMRosario, y recordamos también a la querida Chela Pazos, que ya no está con nosotros”.

La historia de Chela es similar a la de cientos de hombres y mujeres simples de nuestro pueblo, que arriesgaron todo lo que tenían, hasta su vida, para que la memoria de Eva y de Juan Perón no fuera mancillada, concluye el legislador del Frente de Todos, que expresa “a todos ellos, a todas ellas, nuestro respeto y reconocimiento.

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password