Los laureles que supimos conseguir

Por Cata Cabana. La historiadora hace referencia al intento de magnicidio a la vicepresidenta y al repudio generalizado de distintos sectores de la política que es una muestra de “defensa a la democracia”.

La historia argentina nos muestra la constante grieta que dirime todos y cada uno de los sucesos y procesos.

Si hacemos un recorrido histórico podemos ver y aprender de algunas consecuencias que esa grieta dejó.

A pesar de eso, por momentos logramos olvidar las diferencias y nos unimos para avanzar, y esos son los laureles que supimos conseguir.

Enumeremos. Nos llevó 6 años entender que el camino era la Independencia. Luego de luchar internamente, nos unimos para firmar. Nos llevó 44 años ponernos de acuerdo y firmar la Constitución Nacional. 66 años probamos hasta conciliar que el voto secreto y obligatorio era un ejercicio saludable.

Pero, 53 años estuvimos hasta aprender que la violencia y la censura no eran un camino viable.

Los procesos son extensos, y claro: no son absolutos. Pero en los últimos 39 años conseguimos el laurel más importante: la democracia.

Argentina se unió para declarar “Nunca más” y se comprometió a defender el poder del pueblo, a través de los representantes. Nuestro gran laurel es la diversidad de ideas, y la convivencia de las mismas.

La democracia nos enseña que no tenemos que pensar todos igual, y entonces a respetar. De la unión nace la fuerza, y se consigue el laurel. Coronados de gloria. No olvidemos nuestra historia, que, si bien es compleja, es ejemplo de unión y libertad.

Que los libros de historia del futuro nos recuerden como los que repudiamos un atentado y defendimos el principio de la democracia que supimos conseguir.

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password