BUSCAR FACEBOOK TWITTER
Martes 23 de mayo de 2017
LEGISLATURAS PROVINCIALES
“Hoy la sociedad demuestra menos tolerancia y más resistencia a la violencia machista”
Los diputados provinciales santafesinos Silvia Augsburger y Rubén Giustiniani presentaron un proyecto que apunta a incorporar los recursos específicos y crear las herramientas necesarias, para que el Poder Judicial pueda establecer procesos respetuosos de los derechos humanos de las mujeres y se garantice el acceso pleno e integral a la justicia de quienes son víctimas de violencia sexista.
21 de abril de 2017
“Los últimos casos de violencia sexista nos interpelan fuertemente para pensar qué otras acciones podemos hacer desde el Estado para proteger y condenar la violencia. Creemos que desde el Poder Judicial hay instrumentos que se pueden fortalecer, que pueden ser más eficientes y por eso es que en nuestra iniciativa estamos planteando cinco acciones concretas para prevenir y sancionar con más fuerza la violencia contra las mujeres”, explicaron los diputados provinciales de Igualdad y Participación Silvia Augsburger y Rubén Giustiniani.

La diputada Augsburger sostuvo que “uno de los obstáculos en la lucha contra la violencia sexista está en la justicia, que hoy no está pudiendo responder a la demanda cada vez más creciente de una sociedad que demuestra menos tolerancia y más resistencia a la violencia machista. El largo recorrido que emprenden quienes deciden denunciar, muchas veces termina obstaculizando a las mujeres salir de esa situación de agresión. Por lo tanto, se trata de mejorar las acciones que hoy se llevan a cabo y crear más herramientas, que está claro hoy no son suficientes para enfrentar esta problemática, cuya expresión más cruel es el asesinato de mujeres, muertes que son siempre evitables y cuyo máximo responsable es el Estado”.

Entre los puntos principales del proyecto de “Acceso a la justicia de mujeres y niñas víctimas de violencia sexista” se encuentran: la creación de Fiscalías Especializadas en Delitos Sexuales en todas las jurisdicciones de la provincia, la creación de Secretarías de Violencia Familiar en los juzgados de familia, con equipos interdisciplinarios especializados para atender este tipo de violencia y la creación de un cuerpo especial de la policía que funcione como organismo auxiliar de la justicia. Además, establece que dentro del área de la Corte Suprema de Justicia provincial se elaboren protocolos específicos y estandarizados para que durante el proceso judicial se evite la discriminación de las denunciantes. Otro de los ejes de la iniciativa, es la implementación de un programa permanente de capacitación y sensibilización en género y derechos humanos de mujeres y niñas, destinado a todos/as los/as magistrados/as y funcionarios/as del poder judicial, que deberá ser de aprobación obligatoria. Por último, la iniciativa prevé la conformación de un Consejo Asesor, que esté integrado por organizaciones que trabajan en la temática, para que puedan acompañar y revisar las acciones y protocolos llevados adelante.

El proyecto busca, por un lado, evitar la revictimización y, por el otro, la protección de quienes son víctimas o testigos de violencia sexista. “En este camino es importante la capacitación del personal que va a intervenir: lo que necesitamos es ver la violencia donde hoy no se está detectando, y esto se logra con capacitación, porque la justicia es machista porque la sociedad lo es. En este proceso es fundamental el papel de las organizaciones, que son las que más saben del tema, y las que han logrado visibilizar la problemática al punto de que hoy estamos cuestionando todo un sistema cultural que tiene como base la desigualdad entre varones y mujeres en todos los ámbitos de la vida”, finalizó la legisladora.