BUSCAR FACEBOOK TWITTER
Martes 10 de diciembre de 2019
NOTICIAS
Quiénes reemplazarían a los legisladores que van al Gobierno
Son varios los nombres que se manejan para ocupar diversos cargos, como ministros, secretarios y hasta embajadores, lo que podría abrirles paso a quienes están expectantes en las listas de este año, 2017 y hasta 2015. Los nombres que generan inquietud en el Frente de Todos.
30 de noviembre de 2019
Por José Angel Di Mauro

Las dudas van a durar al menos hasta el 6 de diciembre, fecha en la que el presidente electo se comprometió a anunciar quiénes lo acompañarán en el Gobierno. Pero en el mientras tanto, la danza de nombres crece y alienta las expectativas de quienes están ubicados en las listas en puestos expectantes, prestos a reemplazar a los diputados y senadores que podrían emigrar del Congreso hacia el Ejecutivo.

En rigor, hablamos de diputados y un senador, pues hasta ahora solo un miembro de la Cámara alta está con posibilidades de formar parte del próximo Gobierno. Hablamos del cordobés Carlos Caserio, mencionado como eventual ministro de Transporte y cuya salida abre controversias en el seno del futuro oficialismo, porque podría afectar el número del bloque Frente de Todos. Pasa que Caserio ocupó el primer lugar de la lista de Unión por Córdoba en 2015, oportunidad en la que Cambiemos se impuso y él ingresó entonces por la minoría. Si se va, como para el Senado en esos casos la paridad de género no corre como en Diputados, debería ingresar Amelia de los Milagros López, quien es defensora de las Niñas, Niños y Adolescentes de la provincia de Córdoba, y no tiene intenciones de dejar el cargo para completar el mandato de Caserio hasta 2021. Así las cosas, el remplazante sería Juan Alberto Grosso, quien responde al gobernador Juan Schiaretti, con lo que difícilmente pudieran sumarlo al futuro bloque oficialista unificado. De ahí que fuera reconsiderada la decisión de convocar a Caserio al Ejecutivo, y el propio Alberto Fernández reveló a través de un tuit luego borrado que Cristina le pidió que se quede en el Senado, presidiendo la Comisión de Presupuesto. Es lo menos que podrían ofrecerle como para convencerlo, luego de eyectarlo de la presidencia del bloque Justicialista.

En el caso de los diputados, número puesto para el Gabinete es el camporista Eduardo “Wado” De Pedro, reelecto en las últimas elecciones, donde ocupó el noveno puesto de la lista del Frente de Todos en la provincia de Buenos Aires. Como el ganador de esa elección logró 19 escaños, reemplazaría al futuro ministro del Interior -se da por descontado que ocupará ese lugar- el 21° de dicha nómina, Federico Fagioli. Se trata de un referente de los barrios populares que responde a Juan Grabois.

Felipe Solá es número puesto para la Cancillería: oficia de canciller, habla como canciller, va a ser canciller… Fue primero en la lista de Pais, la experiencia que en 2017 unificó a Sergio Massa con Margarita Stolbizer, y que en esa elección coló cuatro nombres en la provincia de Buenos Aires. Su lugar será cubierto por Jorge Sarghini, un hombre del área económica cuyo último paso por la actividad pública fue en la Legislatura bonaerense, donde presidió la Cámara baja a partir del acuerdo alcanzado entre Sergio Massa y María Eugenia Vidal. Por afinidad, podría vérselo más cómodo junto a Graciela Camaño en el bloque Consenso, pero por fidelidad a Sergio Massa, que fue quien lo puso en la lista, sería más probable verlo alineado junto con los demás legisladores del Frente Renovador, dentro del FdT.

Daniel Arroyo es otro de los que irá seguro al Gabinete. De hecho, hasta ahora es el único confirmado en el mismo. Figuró tercero en la citada lista de Pais que armaron el Frente Renovador y el GEN, entre otros, en 2017, y su reemplazo plantea sí una gran duda. Es que el séptimo de la nómina, que debería ingresar en su lugar, es Marcelo “Oso” Díaz, un hombre del GEN. De extensa trayectoria en la Cámara de Diputados provincial, no se lo vería cómodo dentro de una bancada conducida por Máximo Kirchner. Fuentes consultadas sugirieron la posibilidad de que termine armando fuera de ese espacio un bloque unipersonal más afín que podría terminar confluyendo junto a Graciela Camaño.

Probable ministro de Defensa, pero seguro fuera de la Cámara baja para dejarle el lugar a Máximo Kirchner al frente del bloque oficialista, Agustín Rossi es otro de los que será reemplazado. Fue primero en la lista del Frente Justicialista en 2017 y su lugar será ocupado por quien iba quinto en esa nómina, Juan José Saleme, que en las PASO había estado alineado con Alejandra Rodenas, hoy vicegobernadora electa. En las elecciones de este año encabezó la lista de candidatos a concejales de la capital santafesina por el Frente de Todos, por lo que habrá que ver si opta por ir al Congreso nacional para completar el mandato de Rossi hasta 2021, o bien se queda en su distrito. Si no asume él, lo remplazaría Esteban Mateo Bogdanich, expresidente comunal de Chovet, sexto de esa lista.

Fernando “Pino” Solanas no va al Gabinete, pero ya anunció que fue convocado por Alberto Fernández para ser representante argentino ante la Unesco, y entregó su renuncia a la banca, que será ocupada entonces por Eduardo Valdés, quinto de la lista del Frente de Todos en la Ciudad de Buenos Aires en estas últimas elecciones.

Se habla también de la posibilidad de que Juan Cabandié parta hacia el Ejecutivo. En algunas listas ha figurado en el área de Modernización y tiene buena relación con Alberto Fernández. Fue tercero en la lista del kirchnerismo en 2017, y en su lugar ingresaría el que le seguía en el cuarto lugar, Carlos Heller, quien ya fue diputado nacional hasta 2015.

Número puesto en algún cargo del área previsional aparece otra camporista, Luana Volnovich, quien en estas últimas elecciones fue segunda en la lista bonaerense. Si se va, la reemplazará María Jimena López, vigésima en dicha nómina, quien es secretaria de Desarrollo Humano y Políticas de Género del Municipio de Necochea. Del Frente Renovador, para más datos.

También del Frente Renovador es Mirta Tundis, que suena fuerte para algún cargo ejecutivo en la futura gestión. Segunda en la lista de Pais en 2017, la remplazaría una exdiputada massista, Liliana Schwindt, que iba quinta en esa nómina.

Y otro massista es el diputado José Ignacio De Mendiguren, cuyo nombre es meneado para diversos puestos de la próxima administración, incluido un posible Ministerio de Industria. Podría ser así que los cuatro diputados que logró sumar al Congreso el Frente Renovador en la elección de 2017 tuvieran destino ejecutivo en la próxima gestión. El mandato de De Mendiguren sería completado por el noveno de la lista, Patricio Hogan, un hombre cercano a Felipe Solá nacido en Santa Fe, pero que fue senador provincial bonaerense.

Ya no para el Ejecutivo, pero sí para una embajada, sonó fuerte los últimos días el nombre del excandidato presidencial Daniel Scioli, que tiene mandato de diputado hasta 2021. Su tiempo sería completado ya no por Héctor “Galllego” Fernández, que ya se sabe que reemplazará al intendente electo de La Matanza Fernando Espinoza, sino por el décimosexto de la lista, Nicolás Marcelo Rodríguez Saá, primo de los hermanos puntanos.

Se menciona también como ministeriable -aunque habría perdido posiciones en su consideración como tal- a la diputada Victoria Donda. Próxima a iniciar su cuarto mandato en la Cámara baja, Donda ocupó precisamente el cuatro lugar en la lista del Frente de Todos en la Ciudad de Buenos Aires. Si se va, completará su mandato una ex diputada kirchnerista: Mara Brawer, que estaba sexta en esa nómina.