BUSCAR FACEBOOK TWITTER
Martes 17 de julio de 2018
NOTICIAS
Legisladores exigen que se revea una ley porteña sobre publicidad de bebidas alcohólicas
Diputados y senadores nacionales de Mendoza y San Juan participaron del reclamo que encabeza la Corporación Vitivinícola Argentina contra una norma sancionada por la Legislatura de la Ciudad.
8 de febrero de 2017
Legisladores nacionales de las provincias de Mendoza y San Juan participaron este miércoles de una conferencia de prensa junto a la Corporación Vitivinícola Argentina (COVIAR). En el encuentro se dio a conocer el recurso de inconstitucionalidad que se presentó ante la sanción y reglamentación de la ley 5.708 de la Ciudad de Buenos Aires, que prohíbe la publicidad y promoción de las bebidas alcohólicas en la vía pública.

Desde la organización expresaron que esta normativa, aprobada en noviembre pasado por la Legislatura porteña a instancias de un proyecto del socialista Roy Cortina, “perjudicará fuertemente a esta cadena de valor”, por lo que COVIAR “está trabajando en proponer y gestionar políticas necesarias para defender la actividad vitivinícola y a los miles de actores que en ella participan”.

La presidenta de la entidad, Hilda Wilhelm de Vaieretti, sostuvo al respecto: “Somos conscientes de que nuestro producto tiene alcohol. Pero considero que no es justo equiparar al vino –fruto de nuestra civilización– con el resto de los productos industrializados de ésta categoría”.

Se enfatizó en que este tipo de reglamentaciones “causarán un severo perjuicio en la pérdida de los niveles de ocupación en las zonas vitivinícolas de origen y afectará la imagen de Argentina a nivel internacional”. “Nuestro país es el único productor en el mundo que ha logrado reconocer a su vino como ‘Bebida Nacional’; por su rol de producto cultural, alimento, elemento de la identidad y vehículo de la proyección internacional del país”, manifestaron desde COVIAR.



El senador Julio Cobos expresó que “acompañamos el recurso realizado por la COVIAR ante la justicia, considerando que debemos seguir con el camino del diálogo con los legisladores y el Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires para agilizar la resolución de este problema. Apenas se sancionó la Ley 5708 nos reunimos con autoridades del Gobierno de la ciudad, y encontramos eco a nuestros pedidos, a tal punto que en la reglamentación, especialmente en el artículo 4, quedan exceptuadas aquellas publicidades que se desarrollen en el marco del artículo 3 de la ley 26870, en la que se declara al vino bebida nacional, aquellas publicidades que tengan por objeto promocionar eventos de degustación, cata, eventos y/o ferias gastronómicas, fiestas regionales y patronales, así como toda actividad que busque promocionar y difundir las características culturales asociadas a la producción, elaboración y consumo de productos con entidad regional y sus tradiciones”, con lo que el legislador mendocino aclaró que “aunque de forma general, la reglamentación nos abre una puerta para corregir y reconsiderar ciertos aspectos e indica un camino a seguir para a través del diálogo, habida cuenta que hoy contamos con el acuerdo de los legisladores nacionales de distintas fuerzas políticas que también tienen su representación en la Ciudad de Buenos Aires”.

En su cuenta de Twitter, el diputado Guillermo Carmona (FpV-PJ) señaló que “la prohibición del gobierno de CABA de la promoción del vino afecta gravemente a la industria impactando a los trabajadores y productores”. “La ley de CABA que prohíbe la publicidad del vino es contradictorio con el carácter del vino como bebida nacional”, agregó.

Por su parte, el legislador Luis Petri (UCR) aseguró: “Vamos a pedir a pedir a la Legislatura porteña que revea el marco de publicidad de bebidas alcohólicas”.

El exgobernador de San Juan y actual vicepresidente de la Cámara de Diputados, José Luis Gioja, fue enfático en la defensa de la industria vitivinícola “que genera cientos de miles de puestos de trabajo en siete provincias argentinas y que son el motor de nuestras economías regionales”, dijo y agregó que “detrás de cada copa de vino está el trabajo, el amor, el sentimiento y el inmenso orgullo de quien produce la uva y de quienes elaboran el vino, porque el vino es un producto elaborado en muchos pasos, no es un destilado, por eso en esta lucha nos encontrará a todos unidos, sin distinciones de pertenencias político partidarias”.


El exgobernador sanjuanino, además, propuso la integración de una comisión parlamentaria, integrada por legisladores de provincias productoras de vino para interactuar con los legisladores porteños, y que lo mismo hagan los gobiernos de provincias viñateras para trabajar con el Poder Ejecutivo de CABA.

Sobre la prohibición de publicitar el vino en vía pública en CABA, Gioja no se guardó nada, al señalar que “la prohibición surge después de una fiesta electrónica en la Ciudad donde fallecieron cinco jóvenes por consumo de drogas sintéticas, a la que alguna vez llamé Cromañon II”, y se hizo eco de las palabras del diputado por Mendoza, Alejandro Abraham, “con esta medida la Ciudad le saca el culo a la jeringa y no ataca el nudo del problema que es intensificar los controles y opta por la vía más fácil, prohibir hacer publicidad”.

“Proponemos abrir una mesa de diálogo con legisladores y el Ejecutivo de CABA y sumar a los sectores de la salud, Sedronar y COVIAR”, publicó en la red social del pajarito la senadora mendocina Pamela Verasay.

Y añadió: “El vino no es cualquier bebida alcohólica, no sólo desde el punto de vista económico, sino también por su componente cultural y social”. Sobre la ley, dijo que “es una normativa prohibitiva que está violentando otra y va a tener impacto negativo en nuestra actividad madre que es la vitivinicultura”.

Por último, la radical señaló que la Ciudad de Buenos Aires “no le afecta porque no tiene ni un racimo de uva plantado” y sostuvo que “hay que tener una visión federal para resolver y conciliar este sensible tema”.

En la conferencia, que se llevó a cabo en la Casa de Mendoza en Buenos Aires, estuvieron presentes autoridades de COVIAR; los tres senadores mendocinos Julio Cobos, Pamela Verasay y Anabel Fernández Sagasti; y los diputados José Luis Gioja, Luis Petri, Graciela Cousinet, Alejandro Abraham y Guillermo Carmona.