BUSCAR FACEBOOK TWITTER
Domingo 18 de agosto de 2019
NOTICIAS
Diputado del Pro destrozó una cláusula del acuerdo con los holdouts
Eduardo Conesa, que asumió la semana pasada, rechazó que los litigios por el tema de la deuda se traten en Estados Unidos y no en nuestro país: “estamos derogando la Constitución”. Pidió al Gobierno que se endeude con los propios argentinos.
8 de marzo de 2016
El diputado nacional Eduardo Conesa tuvo un debut polémico. A una semana de haber asumido en su banca y en su primera intervención en público como parlamentario, el economista y jurista porteño destrozó el artículo 8 del proyecto de ley de su propio Gobierno que autoriza la prórroga de jurisdicción a favor de tribunales extranjeros; es decir, que los litigios contra el Estado argentino puedan tratarse en otros países, tal como sucede ahora con los fondos buitre que dirimen el conflicto ante el tribunal del juez neoyorkino Thomas Griesa.

“Si un país como el nuestro se subordina a un juez cualquier como el juez Griesa, se coloca en la posición de una simple municipalidad”, alertó el diputado macrista y aseguró que esta cesión de jurisdicción viola expresamente la carta magna: “si aceptamos esta cláusula estamos derogando la Constitución”, dijo en contra del proyecto de su propio bloque, en el marco del debate en las comisiones de Presupuesto y de Finanzas de la Cámara baja.

Conesa no dejó en duda su pertenencia partidaria, aunque no se privó de afirmar: “la negociación es excelente pero esta cláusula es absolutamente inconstitucional”.

Para calmar las aguas, el flamante diputado sostuvo que “esto tiene una solución muy simple: el Gobierno, en lugar de emitir bonos en jurisdicción extranjera (para pagarle la deuda a los holdouts), tendría que emitir bonos en jurisdicción argentina”.

“Que el Gobierno argentino se endeude, sí; pero con jurisdicción nacional, en una emisión de bonos que se podrá hacer en la República Argentina”, precisó.

El diputado del Pro abogó por un “empréstito patriótico”: que el Estado argentino se endeude con los propios argentinos, que aseguró tienen 200.000 millones de dólares en el exterior, cuando se necesitan apenas 11.864 millones para pagarle a los holdouts.

Conesa asumió el martes pasado en reemplazo de Federico Struzenegger, quien renunció a la banca que obtuvo en 2013 para ocupar la presidencia del Banco Central.

El artículo 8 del proyecto sostiene: “Autorízase a la Autoridad de Aplicación a incluir cláusulas que establezcan la prórroga de jurisdicción a favor de tribunales extranjeros, y que dispongan la renuncia a oponer la defensa de inmunidad soberana, exclusivamente, respecto de la jurisdicción que se prorrogue y con relación a los acuerdos que se suscriban y a las emisiones de deuda pública que se realicen, de conformidad con lo previsto en la presente ley”.