Michetti participó de la Cumbre del Mercosur en Paraguay

La vicepresidenta asistió en representación de Mauricio Macri. Explicó las razones por las que el Gobierno concurre al FMI, y alertó sobre los “vaivenes de la globalización”.

“Los argentinos aprendimos que las soluciones a los desafíos que enfrentamos no pueden abordarse anclados en el pasado, sino con la vista puesta en el futuro y en las oportunidades que yacen adelante”, subrayó la vicepresidente Gabriela Michetti al exponer en la Cumbre del Mercosur que se realizó este lunes en Paraguay.

Señaló que a partir de diciembre de 2015, los argentinos “hemos abandonado una mirada recelosa y desconfiada hacia los cambios; decidimos impulsarlos y trabajar para que esta vez encuentren un país preparado y comprometido con una visión de progreso”.

Michetti participó de la 52ª Cumbre de Jefas y Jefes de Estados Parte del Mercosur y Estados Asociados en representación del presidente Mauricio Macri.

Asistieron los presidentes de Uruguay, Tabaré Vázquez; de Brasil, Michel Temer, y de Paraguay, Horacio Cartes. Michetti estuvo acompañada en el encuentro por el canciller Jorge Faurie.

Michetti sostuvo que el Mercosur debe “imperativamente” contribuir a la inserción en la economía global, lograr “la plena confianza en nuestro núcleo regional y demostrar” que el bloque representa “un actor clave en la agenda internacional”.

“Hace poco más de dos años y medio emprendimos en la Argentina un camino de transformación. Propusimos a nuestros conciudadanos un profundo cambio cultural, que se expresó en la forma de organizar nuestra economía, una renovación en la manera de hacer política y un nuevo enfoque en nuestra manera de relacionarnos con el mundo. Propusimos dejar atrás reduccionismos económicos, recuperar el funcionamiento de las instituciones republicanas y cumplir nuestro mandato constitucional de construir lazos con todas las naciones de la Tierra”, expresó la titular del Senado.

Michetti sostuvo que “los argentinos aprendimos que las soluciones a los desafíos que enfrentamos no pueden abordarse anclados en el pasado, sino con la vista puesta en el futuro y en las oportunidades que yacen adelante”, y aseguró que “hemos abandonado una mirada recelosa y desconfiada hacia los cambios; decidimos impulsarlos y trabajar para que esta vez encuentren un país preparado y comprometido con una visión de progreso”.

Sostuvo Michetti que “los argentinos aprendimos que las soluciones a los desafíos que enfrentamos no pueden abordarse anclados en el pasado, sino con la vista puesta en el futuro y en las oportunidades que yacen adelante. Hemos abandonado una mirada recelosa y desconfiada hacia los cambios; decidimos impulsarlos y trabajar para que esta vez encuentren un país preparado y comprometido con una visión de progreso”.

“Estamos abocados a la tarea de construir sobre bases sólidas, que nos permitan proyectar hacia el futuro. Pensando en ello es que decidimos recurrir al Fondo Monetario Internacional”, apuntó, precisando que “debíamos prevenir cualquier posible situación de crisis y asegurar éxito del plan que tenemos con los menores costos posibles para todos los argentinos, especialmente los más vulnerables. Valoramos el fuerte respaldo que recibimos para dicha decisión por parte de la comunidad internacional”.

Gabriela Michetti reconoció que “somos conscientes de que los vaivenes de la globalización pueden inducir temor e incertidumbre y entendemos a aquellos que temen perder su empleo o la estabilidad que le puede proporcionar el marco cerrado de las economías nacionales”. Agregó que “la Argentina ya ha experimentado en carne propia cómo una postura basada en el miedo y en la añoranza del pasado solo puede traer un alivio pasajero al precio de resignar el futuro. Las soluciones que el populismo impuso en la Argentina sólo provocaron un espejismo insustentable en el tiempo”.

“Los efectos de la globalización sólo pueden ser enfrentados liberando sus fuerzas positivas. En el escenario actual esto es más válido que nunca. Por ello, es fundamental el desarrollo de global de la economía, acompañada de la educación para los trabajos del futuro y el crecimiento del comercio, en un mundo cada vez más integrado, con propuestas emanadas del consenso y del sustento que brinda el multilateralismo”, puntualizó.

Michetti sostuvo que “con el mismo ímpetu, estamos expandiendo y profundizando nuestra participación en la OCDE, en la búsqueda de internalizar reglas de funcionamiento eficaces que nos aseguren una Argentina con los mejores estándares de gobernanza política y económica, un país más confiable, transparente y con reglas de juego claras”. Puntualizó además que para nuestro país el Mercosur debe “contribuir a nuestra inserción en la economía global; ser un impulsor de nuestra mayor participación en los flujos de comercio y de inversiones internacionales, pieza central de nuestro programa de desarrollo”.

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password