Los bancos no podrán tardar más de media hora en atender a sus clientes

En provincia de Buenos Aires las entidades financieras y los establecimientos comerciales deberán garantizar a sus clientes que el tiempo de espera para ser atendidos en caja no superará los 30 minutos.

De prosperar una iniciativa presentada en el Senado de la provincia de Buenos Aires por el presidente de la bancada de la CC, Javier Mor Roig, las entidades financieras y los establecimientos comerciales, deberán garantizar a sus clientes que el tiempo de espera para ser atendidos en caja no superará los 30 minutos.

La propuesta establece que los infractores serán sancionados con multas de acuerdo con la gravedad de la infracción, que oscilarán entre 200 y 5000 pesos. El proyecto estipula que en caso de reincidencia, se aplicará multa equivalente al doble establecido por la autoridad de aplicación.

Además, se contempla que se deberán publicar en los medios masivos de comunicación los alcances de la medida; realizar una campaña de concientización y contar con un libro donde deberán ser asentados los reclamos de los usuarios que vean afectados sus derechos.

Tanto los comercios como las entidades financieras deberán exhibir letreros que indiquen: “Señor usuario: el tiempo de espera en caja no debe superar el término de media hora. En caso contrario, puede hacer su reclamo en el libro correspondiente”.

El proyecto de ley también prevé que los fondos recaudados por las infracciones serán destinados a la Defensoría del Pueblo de la provincia de Buenos Aires.

“El proyecto tiene por finalidad proteger los derechos los usuarios consagrados en primera instancia en nuestra Carta Magna, que en su artículo 42 afirma que los consumidores y usuarios de bienes y servicios tienen derecho, en la relación de consumo, a la protección de su salud, seguridad e intereses económicos; a una información adecuada y veraz; a la libertad de elección, y a condiciones de trato equitativo y digno”, explicó Mor Roig.

Según el legislador, “se intenta que las entidades bancarias y empresas prestatarias de servicios públicos brinden una mejor atención a los usuarios y en un tiempo de espera que resulte razonable”.

“La optimización del tiempo es una cuestión que reviste gran importancia en el mundo que nos toca vivir. Siempre hay demasiado por hacer, y la sensación de que el tiempo nunca es suficiente”, dijo.

Mor Roig agregó que “pese a la instalación de cajeros automáticos, centro de pagos rápidos, débitos automáticos y pagos a través de la web, la cantidad de personas que pretende realizar operaciones en las cajas habilitadas no ha disminuido, sino que las líneas de espera se han incrementado, excediendo razonablemente los tiempos que debería imperar”.

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password