Sin la oposición, la Cámara de Diputados aprobó la resolución sobre la deuda y la ley de desarrollo de la industria satelital

El Frente para la Victoria votó los proyectos sin debate ante la ausencia de los bloques antikirchneristas, que abandonaron el recinto en reclamo por la votación “irregular” de los nuevos auditores.

La sesión de este miércoles en la Cámara de Diputados culminó con un desenlace inesperado por la retirada de la oposición y el Frente para la Victoria aprobó en soledad una decena de proyectos, entre ellos la resolución sobre el tema de la deuda y la ley de desarrollo de la industria satelital.

Los bloques antikirchneristas se levantaron de sus bancas en medio de un griterío mientras Julián Álvarez y Carlos Forlón juraban como nuevos miembros de la Auditoría General de la Nación (AGN), en una votación que fue tildada de “irregular” por todo el arco opositor.

En un recinto semivacío, la presidenta del bloque oficialista, Juliana Di Tullio, decidió someter a votación, sin debate, el extenso Plan de Labor Parlamentaria, que incluía más de una decena de proyectos, de los cuales algunos obtuvieron media sanción y otros se convirtieron en ley.

La única iniciativa que fue votada de manera nominal fue la resolución aprobada en Naciones Unidas que establece los principios básicos que deben regir los procesos de reestructuración de la deuda, limitando el accionar de los fondos buitre.

El proyecto recibió 128 votos a favor y una única abstención, de Antonio Riestra (Unidad Popular), y fue defendido por el titular de la Comisión de Relaciones Exteriores, el oficialista Guillermo Carmona.

El mendocino explicó que el texto ratifica los “principios fundamentales que los Estados podrán invocar en las causas que se impulsen” por los procesos de negociación de deuda, avalados en la ONU por 136 votos a favor, siete en contra y 41 abstenciones.

Esos principios consisten en la “igualdad soberana entre Estados”, la “buena fe”, la “transparencia”, la “imparcialidad”, el “trato equitativo”, la “inmunidad de jurisdicción”, la “legitimidad”, la “sustentabilidad” y la “oponibilidad”.

“Hay quienes sostuvieron que nos caímos del mapa, que perdimos protagonismo internacional, pero la sanción de esta ley contradice estas afirmaciones”, sostuvo Carmona.

El legislador señaló que “pasamos de tener relaciones carnales con Estados Unidos a tener relaciones maduras con todos los Estados del mundo”.

En el mismo sentido, destacó que “pasamos del alineamiento automático con las grandes potencias al ejercicio de nuestras prerrogativas conquistadas”.

Carmona remarcó que “los apoyos que recibió Argentina” en la disputa contra los fondos buitre “no se restringen sólo a la votación que obtuvimos en ONU, sino también al apoyo de numerosos foros internacionales que acompañaron nuestra posición”.

“En el Frente para la Victoria no cambiamos nuestro discurso; no decimos que hay que pagar lo impagable, lo ilegal o lo injusto; no tenemos fundaciones financiadas por los fondos buitre”, aclaró en una crítica al Pro de Mauricio Macri.

Otros proyectos

A mano alzada, el bloque oficialista consiguió sancionar la ley de desarrollo de la industria satelital, promovida por la presidenta de la Nación, Cristina Kirchner, tras el lanzamiento del ARSAT-2.

La flamante norma declara de “interés público el desarrollo de la industria satelital y de prioridad nacional” y fija el Plan Satelital Geoestacionario Argentino que tendrá vigencia hasta 2035, plazo en el que se prevé crear otros ocho satélites.

El proyecto aprobado también establece la necesidad de que cualquier desprendimiento de las acciones de “Clase A” que hoy tiene el Estado en ARSAT deba ser autorizado por los dos tercios del Congreso.

Asimismo, obtuvo media sanción un “Régimen de Promoción de las Juventudes”, que contempla la actualización automática del plan Progresar y la creación de una serie de nuevos organismos destinados a promover los derechos de los jóvenes.

Otra iniciativa que recibió el aval de Diputados y pasó al Senado es la que promueve la regularización dominial de la vivienda familiar, para las casi 540 mil familias que, según el último censo, construyeron su vivienda pero no son dueñas del terreno en el que ésta se emplaza.

Con la ley, el Estado podrá financiar la compra de tierras ocupadas irregularmente y tendrá un “Registro Nacional de Barrios y Viviendas Informales” para contar con información que ayude a orientar las políticas.

También se aprobó una iniciativa para modificar el Impuesto a la Transferencia de los Combustibles (ITC) rebajando su precio en distintas localidades; modificaciones a la Ley de Propiedad Intelectual y un Régimen de Derecho de Formación Deportiva.

Asimismo, fueron avalados sendos proyectos para asistir a las víctimas de violencia de género con un cuerpo de abogados especializado –que fue convertido en ley- y casas refugio en todo el país.

A su vez, obtuvo media sanción un proyecto que institucionaliza y actualiza las funciones de la Biblioteca Nacional Mariano Moreno.

El temario incluía además la expropiación del inmueble porteño del Cine Teatro Urquiza, pero el proyecto finalmente fue excluido del temario.

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password