Para frenar el ajuste, AyL pidió seguir la lucha de los chalecos amarillos

El espacio liderado por Luis Zamora advirtió que las políticas aplicadas por el Gobierno Nacional “seguirán profundizándose si no le ponemos un freno” y aseguraron que “podemos derrotar el ajuste que se viene de la mano del FMI antes y después de las elecciones de octubre”.

En el marco de la jornada de paro y movilización que se desarrollaron este martes en todo el país, los diputados porteños de Autodeterminación y Libertad (AyL) Fernando Vilardo y Marta Martínez compartieron un comunicado en el que invitan a la población a “ponerle un freno a las políticas de ajuste del Gobierno y el FMI”. Además, pidieron tomar de ejemplo a los chalecos amarillos de Francia y a la lucha de las mujeres.

En ese sentido, desde el espacio liderado por Luis Zamora, advirtieron que “las duras condiciones de vida por las que está atravesando la enorme mayoría del pueblo, como consecuencia de las políticas de ajuste del gobierno, seguirán profundizándose si no le ponemos un freno” e insistieron en que “la crisis es tan profunda que la única alternativa que le queda al pueblo por delante es hacer cambios de fondo”.

“Con las elecciones se puede impedir que siga gobernando Mauricio Macri, pero con las elecciones no se puede echar al Fondo Monetario Internacional (FMI) ni impedir que venga un ajuste todavía mayor”, aseveraron y consideraron que “eso sólo lo podemos lograr peleando. Porque quien gane las elecciones, sea quien sea, va a sentarse a negociar con el FMI una profundización del ajuste al salario y a las jubilaciones, una reforma laboral, mayores tarifazos y mayores pagos de deuda”.

El comunicado completo

Las duras condiciones de vida por las que está atravesando la enorme mayoría del pueblo, como consecuencia de las políticas de ajuste del gobierno, seguirán profundizándose si no le ponemos un freno. La crisis económica, que se expresa cada vez más, agravará la situación del pueblo trabajador, porque eso es lo que exigen el FMI y las grandes corporaciones que manejan el país.

Mientras todo esto ocurre, el grueso de la dirigencia política ya está en campaña electoral. Todos especulan. Se reciclan. Saltan de un partido a otro. Los que ayer se mataban ahora se juntan. Se muestran como salvadores pero fueron parte de las mismas fuerzas políticas que han gobernado este país los últimos 40 años agravando todos los problemas.

La crisis es tan profunda que la única alternativa que le queda al pueblo por delante es hacer cambios de fondo. De lo contrario, vendrán más ajustes, más endeudamiento, más deterioro en las condiciones de vida. Es la política del FMI que lleva adelante este gobierno y que, como ya lo dijeron amplios sectores de la oposición, entre ellos el PJ, ninguno piensa romper. Es una dirigencia política degradada, corrupta, que utiliza a jueces, fiscales y servicios de inteligencia, y que elección tras elección intentan engañar al conjunto del pueblo con falsas promesas electorales que, una vez en el poder, nunca cumplen.

Hoy somos parte de una jornada de lucha, de paro y movilización contra el ajuste de Mauricio Macri y el FMI. Después de hoy, el Gobierno seguirá avanzando con el ajuste y el FMI seguirá decidiendo la política de este Gobierno y la política que seguirá después de las elecciones, las gane Macri u otro candidato. Porque con las elecciones se puede impedir que siga gobernando Macri, pero con las elecciones no se puede echar al Fondo ni impedir que venga un ajuste todavía mayor. Eso sólo lo podemos lograr peleando. Porque quien gane las elecciones, sea quien sea, va a sentarse a negociar con el FMI una profundización del ajuste al salario y a las jubilaciones, una reforma laboral, mayores tarifazos, mayores pagos de deuda… ¿Podemos impedirlo? Sí, pero luchando con todas nuestras fuerzas, antes y después de las elecciones. Y tenemos que hacerlo desde abajo. Discutiendo en cada lugar de trabajo cómo juntamos esas fuerzas, cómo nos movilizamos y construimos un paro y un plan de lucha hasta derrotar este ajuste, echar al FMI del país y dejar de pagar la deuda externa, que son el punto de partida de cualquier alternativa posible de país.

En ese camino tenemos que tomar el enorme ejemplo que le está dando al pueblo la lucha de las mujeres, que, sin esperar convocatorias de dirigentes gremiales ni de partidos políticos, salieron y siguen saliendo a las calles, con movilizaciones inmensas luchando por sus derechos.

Sigamos también el enorme ejemplo de los “Chalecos Amarillos” en Francia, que, en vez de esperar los 5 años del mandato del presidente, se auto-convocaron y vienen movilizándose todas las semanas desde hace cinco meses exigiendo que se vaya el presidente, acabar con el ajuste al pueblo trabajador y transformar todo el sistema político.

Si tomamos su ejemplo y lo llevamos a fondo, podemos derrotar el ajuste que se viene de la mano del FMI antes y después de las elecciones de octubre.

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password