Detienen al hijo de una diputada justicialista

El hijo de la diputada nacional justicialista Mirta Rubini, cuya casa fue incendiada tras un cacerolazo en la ciudad bonaerense de Junín, fue detenido sospechado de ser el autor del disparo que hirió gravemente a un manifestante de la protesta, quien se encuentra internado en un hospital de la zona.

Mientras tanto, la diputada justificó la reacción y aseguró que el ataque contra su casa se trató de un hecho "preparado y orquestado" por simpatizantes del ex coronel carapintada Mohamed Alí Seineldín.

Por otra parte, se labra una investigación por los destrozos a la vivienda de Rubini, por la que hasta el momento no hay ningún detenido.

En tanto, la diputada Rubini puso en duda que el disparo que hirió a Bustos durante la protesta que terminó en el incendio de su domicilio haya salido desde su propia casa. "¿Cómo van a disparar de adentro hacia afuera si las puertas están cerradas?", se preguntó la diputada nacional en declaraciones a Radio Rivadavia, apenas horas después de los graves incidentes.

Además, los distintos bloques de diputados del Congreso nacional expresaron su solidaridad con la diputada nacional justicialista.

El detenido fue identificado como Marcos Alberti, de 31 años, a quien se investiga por la herida de bala que recibió el manifestante Antonio Luis Bustos, internado en grave estado en el hospital Interzonal Piñeyro, de Junín. El detenido es el hijo de la legisladora justicialista, se desempeña como abogado y al momento de su arresto le fue secuestrada un arma de fuego que portaba y con la que "posiblemente se efectuara el disparo".

Según el informe policial remitido al fiscal general departamental, Elio Abel Lago, el cacerolazo realizado la noche del miércoles por vecinos de la ciudad de Junín "se desarrolló normalmente en la integridad de su recorrido" frente a las viviendas de distintos políticos locales. "De igual manera -precisa el informe- sucedía frente al domicilio de la diputada nacional Mirta Rubini, ubicado en la calle Remedios de Escalada 866, cuando desde el interior se efectuó un disparo de arma de fuego" que hirió a Bustos cuando se encontraba "a escasos metros de la ventana".

La Jefatura policial de Junín dispuso una custodia en las viviendas de los políticos de esa ciudad, en especial la casa de la legisladora, en tanto patrullas recorrían la ciudad en prevención de disturbios.

La movilización popular que culminó con un joven herido comenzó cuando un millar de personas convocadas por un entidad denominada Centro Cívico Patriótico, marchó hasta las viviendas del intendente Abel Miguel y de diputados de esa ciudad, donde concretaron un cacerolazo. Al llegar la casa de la diputada Rubini, que se hallaba en ese momento en la Capital Federal, Bustos fue alcanzado por un disparo proveniente del interior de la casa, lo que enfureció a los manifestantes, que comenzaron a incendiar la casa y una camioneta de la diputada.

La diputada justicialista denunció que el hecho fue "preparado y orquestado" por sectores que podrían tener vinculación con el detenido ex líder carapintada Mohamed Alí Seineldín, y basó sus sospechas en que "hubo panfletos con consignas de Seineldín".

"No es la gente pacífica de un pueblo de 100 mil habitantes", aseguró Rubini. La diputada consideró que "ésta es una cosa que ha llevado a una situación de matar o morir", al intentar explicar los hechos y al entender que el disparo efectuado en el interior de la casa "se justifica porque (el joven herido) entró a la casa".

"Hay alguien que pretende destruir la clase política y la democracia, no le hagamos el juego a ellos", afirmó Rubini en declaraciones a varios medios de prensa. Además, aseguró que algunos sectores "están manipulando" a los manifestantes descontentos por la situación económica para que provoquen destrozos y hechos de violencia, como ocurrió en su domicilio.

"Son gente que no defienden los intereses nuestros, que no quieren la democracia, que no quieren que vivamos en paz y tranquilidad", enfatizó la diputada.

Asimismo, indicó que "no todos los políticos son ladrones, es mentira que tenemos esos sueldos, es mentira que tengamos diez o doce autos, es mentira que tengamos campos".

"Lo que pasó en mi casa dejémoslo, ya ocurrió. Yo no guardo rencor, pero que tengan cuidado, hemos elegido un sistema de vida que es la democracia y no queremos vivir de otra manera o que un grupo de agitadores nos lleve a algo que no tiene retorno", advirtió Rubini.

Mientras tanto, el presidente del bloque del Frepaso, Darío Alessandro, expresó que "no hay salida por fuera del sistema democrático y pidió un profundo debate para encontrar una salida a la crisis, pese a que estamos denostados y tenemos una falta de credibilidad".

El diputado radical Mario Capello se solidarizó con Rubini y destacó que en San Juan se "están repitiendo episodios todas las noches, es una locura que haya protestas y por eso hago un llamado a la cordura y la paz". Por su parte, el legislador de ARI, Alfredo Bravo, también expresó su solidaridad y rechazo a la violencia, de la misma manera que el titular del Frente Grande, Jose Vitar, y el demoprogresista Alberto Natale, quien expresó "su plena solidaridad" y dijo que "todos los que estamos sentados es porque el pueblo nos votó" y realizó "una llamada angustiosa para que la sensatez prime en esta hora tan difícil que padece la Argentina".

Rubini ratificó que no abandonará la actividad política "ni dejará su banca" por el ataque sufrido en su casa, pidió que "se use la cordura, se mantenga la paz" y advirtió que "ponga mi a vida a disposición si es para vivir en democracia".

"No somos los políticos sinverguenzas, chorros, ni ladrones. Yo voy a seguir trabajando aunque no me haya quedado nada de mi casa despues del incendio, pero me sigue quedando el orgullo de ser peronista", afirmó la diputada. "Si estos vándalos necesitan una vida, que agarren la mía pero que no se la agarren con mi familia", enfatizó la diputada, al tiempo que explicó que "hace 16 años" que se desempeña como legisladora. "He perdido los mejores años de crecimiento de mis hijos por estar en la política. Así que, que ahora me hagan esto… Yo no sé lo que está pasando", indicó.

"Hoy soy yo y mañana va a ser otro sin ninguna duda. Y los argentinos podemos salir entre todos. Si hay políticos corruptos, está la Justicia para denunciarlos, no tenemos que pagar todos", puntualizó.

0 Comments

Leave a Comment

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password