Diputados oficialistas que habían presentado un proyecto para derogar las PASO lo retiraron

Se trata de los cuatro legisladores por La Rioja, quienes reconocieron que dentro de la coalición no hay unidad. Se diluyen las chances de quienes quieren que el año próximo no haya primarias.

Pasó la aprobación del Presupuesto 2023 en la Cámara baja y la presentación de un proyecto por parte de diputados aliados al oficialismo para derogar las PASO -tal como habían avisado- encendió nuevamente las alarmas de quienes se oponen a que no haya primarias el próximo año y, por otro lado, dio pie a que los que piden por su suspensión volvieran a presionar para que el Poder Ejecutivo avance con la cuestión. 

Pero las presiones dentro del Frente de Todos-donde expresiones de dirigentes de La Cámpora y Sergio Massa, líder del Frente Renovador, fueron en contra de esta herramienta- no torcieron la voluntad del presidente Alberto Fernández, a quien ya también le reclamaba fuertemente un grupo de gobernadores.

Dentro de los mandatarios provinciales en contra de las PASO se ubica el riojano Ricardo Quintela. Por eso no llamó la atención que los cuatros diputados que le responden presentaran un proyecto a favor de la derogación. Aunque sí resultaba todo un dato al tratarse de una iniciativa surgida desde el propio bloque oficialista. 

Sin embargo, duró pocos días la propuesta, dado que se presentó el pasado 28 de octubre (bajo el número de expediente 5695-D-2022), pero fue retirada por su autora, Hilda Aguirre. El texto también llevaba las firmas de Sergio Casas, Ricardo Herrera y Gabriela Pedrali

En los argumentos señalaban que “se ha desvirtuado la finalidad de las PASO, porque mientras que algunos ven a las PASO como una ‘interna’ financiada por el Estado, otros las critican por configurar una elección general ‘anticipada’”; además de que “no sirven a su finalidad cuando los partidos políticos se presentan con ‘lista única’, e incluso se objeta que las PASO interfieren en la vida ‘interna’ de los partidos políticos”.

Según supo parlamentario.com, los riojanos tomaron la decisión de retirar el proyecto al ver que “no hay acuerdo o una unidad de pensamiento en los gobernadores, el presidente, la vicepresidenta y el ministro Massa” y prefirieron “esperar tener más claro el panorama”. 

Haya sido por recapacitación o pedido interno, el gesto de los riojanos no hace más que ratificar que la idea de que no haya PASO en 2023 se diluye con fuerza. 

Lo cierto es que las diferencias en torno a la cuestión, dentro de la bancada que conduce Germán Martínez, no garantizan al Frente de Todos tener una posición unificada en un tema en el cual cada voto vale, dado la gran objeción que hay por parte de la mayoría de los bloques opositores. 

Aún si contara con todos sus integrantes votando a favor -algo que, como decimos, es complicado-, al oficialismo le faltarían en la Cámara baja 11 votos y, de acuerdo a las posturas que ya se conocen, solo sumaría 7 más: los cuatro miembros del interbloque Provincias Unidas -autores del proyecto de derogación presentado después de la aprobación del Presupuesto- y los tres integrantes de Córdoba Federal. También podría entrar el neuquino Rolando Figueroa, pero seguirían faltando tres más.

En el Frente de Todos, sobre todo aquellos que pujaban para que no haya PASO, ya saben que el tiempo es escaso y que los números no están. 

Este último domingo el presidente trató de desligarse del tema, al asegurar que “no está” en sus manos “levantar o seguir” con esta instancia, a la que definió como un “hallazgo” de la gestión de Cristina Kirchner, que “permitió democratizar los espacios políticos”.

“Es un tema del Congreso, los temas electorales le corresponden al Congreso”, sostuvo en diálogo con radio Futurock y agregó: “La reforma de temas electorales necesita una mayoría calificada; no pierdan tiempo hablando conmigo”.

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password